¡Escúchanos por internet!

La nueva “ave de las tempestades”

Para mi amigo Pepe Thome, un fuerte abrazo y pronta resignación.

De la noche a la mañana, el “priistas” Javier López Zavala regresó a las primeras planas de la política aldeana, luego de su aparición el pasado fin de semana al lado del líder nacional de Morena, Andrés Manuel López Obrador.

Vilipendiado por muchos, menospreciado por otros, hasta el diario Reforma, con influencia nacional, le dedicó unas líneas en su columna Templo Mayor, de Fray Bartolomé, al hombre que perdiera por primera vez una elección para el PRI en Puebla, en el ya lejano 2010.

El pasado viernes, López Zavala se dejó ver acompañando al líder del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) Andrés Manuel López Obrador, quien realizó una gira de trabajo por Veracruz y quien invito al poblano a ser parte de su comitiva.

Antes, López Zavala ya había acompañado al popular “Peje” a la gira de trabajo que este personaje realizó por el estado de Chiapas, la frontera sur de México y estado en el cual nació Javier, quien lleva más de 30 años viviendo en Puebla. Ese dato muy pocos lo conocen.

La cercanía del poblano con el tabasqueño ha despertado muchos comentarios, desde quienes lo califican como traidor, hasta quienes lo califican de oportunistas y por supuesto quienes le llaman advenedizo, algo para lo cual seguramente Zavala ya está preparado.

Lo mismo le dijeron en su momento a Cuauhtémoc Cárdenas y a Porfirio Muñoz Ledo, cuando rompieron con el PRI y crearon la corriente crítica, antecedente después del Frente Democrático Nacional y del PRD.

Lo mismo ocurrió con el propio Andrés Manuel, quien salió del PRI se fue el PRD y ahora está en Morena; a Ricardo Monreal que salió el PRI se fue el PRD, ganó Zacatecas, luego paso el PT y ahora está en Morena, o Manuel Bartlett exgobernador del PRI, quien luego fue senador por el PT y ahora es acolito de López Obrador.

En Puebla estos mismos señalamientos han sufrido Javier Lozano Alarcón, jefe de la oficina del gobernador, que dejo el PRI para refugiarse en el PAN, luego de su derrota en el año 2000, y también el exgobernador, Rafael Moreno Valle, quien recibió todo tipo de improperios cuando siendo líder del Congreso local con mayoría priista en el 2006, decidió romper con el PRI y pasarse a las filas del PAN, partido político por el cual ganó el senado de la República y también la gubernatura en el 2010.

Lo que López Zavala debe demostrar de ahora en adelante es congruencia, si es que en realidad ya se decidió a dar el paso adelante y romper con el que fuera su partido desde la juventud.

Se vería muy mal si continúa el coqueteo con ambos bandos y no se decanta ya cuanto antes con uno y sobre todo que demuestre que de verdad está convencido de la causa que se decida a abanderar.

Como ya lo señale, no será ni el primero, ni el último para todos aquellos que hoy se rasgan las vestiduras y ejemplos hay muchos, en este espacio solo cite algunos, el tema es que no se convierta ya en una constante y que se vuelva en un personaje camaleónico.

Si lo dejan pasar o no en Morena, eso ya es otra cosa, pero de que tiene una mayor cartel que muchos de los supuestos candidateables de este partido, eso que ni qué.

La verdad es que creo que si Zavala se decide a dejar al PRI, entonces sabremos de qué esta hecho este personaje, qué tanto es mito y qué tanto es realidad.

Dicen que es un cartucho quemado, que no le alcanza para nada, que no tiene absolutamente nada, entonces no veo la razón de gastar en tanta tinta y espacios informativos.

Si realmente Zavala no tiene nada y no representa nada, que nadie se preocupe, ni los del PRI, porque se quitan un peso de encima, ni los de Morena, porque López Obrador no es tonto y no va a dejar a pasar a nadie que no pueda aportarle algo positivo.

No obstante, algo ha de tener este personaje, el cual llamó la atención el pasado fin de semana y por lo pronto logro en parte su objetivo, el regresar a ser parte de la atención de los principales medios de comunicación.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

El Colegio de Bachilleres, una orgía

Años van, años vienen y al parecer nada cambia al interior de los Colegios de Bachilleres de Puebla, convertidos en una auténtica cueva de ladrones y refugio de toda clase de pillos que lo ven como botín económico y político.

Pareciera que tal vez el último director honesto que estuvo al frente de esta institución, es el hoy gobernador del Estado, José Antonio Gali Fayad.

Y es que desde ese entonces, el Cobaep se convirtió en el refugió de todo tipo de especies, desde el tristemente célebre Alberto Guerrero, en las épocas de Melquiades Morales Flores y Mario Marín; Refugio Rivas, “Cuco”; y ahora, Ricardo Ordaz y su pandilla, solapada antes por José Antonio Mandujano, un personaje “gris” y ahora por Carlos Martínez Amador, quien al parecer llegó a sepultar lo que todavía quedaba de este subsistema.

Martínez Amador, lejos de erradicar la corrupción al interior de los Cobaep, al parecer solo ha llegado a reforzar y mantener las viejas prácticas caciquiles de Ricardo Ordaz y su mafia, los cuales se escudan en la excusa de que si no son ellos, “Cuco” Rivas retomará el control de los planteles.

Martínez Amador, quien actualmente es diputado local con licencia, era al mismo tiempo secretario general del Comité Estatal del PRD, actividad partidista que reconozco ignoro si puede seguir desempeñando, pero lo que si se ve mal y no es correcto, es que precisamente a Ordaz se le acuse de estar obligando a los trabajadores de esta institución a afiliarse al partido del sol azteca.

En las épocas de Marín, su hermano René era quien realmente tenía el mando de sus plateles y obligaba a todos los trabajadores a ser verdaderos soldados del priismo, siendo el sindicato del Cobaep uno de los más agresivos defensores del tricolor; tal vez hoy Martínez Amador busca replicar el mismo modelo para fortalecer a su corriente dentro del PRD y hacerse del control de este instituto político, quitándoselo al “Ñoño”, Luis Miguel Barbosa.

Lo que no se vale es que se deje a un lado la cuestión académica y se privilegie el uso político de un ente el cual debería ser eminentemente académico.

Los trabajadores de los Colegios de Bachilleres están en libertad de apoyar a quienes ellos quieran; además, no sería una mala idea que Ricardo Ordaz rinda cuentas de que es lo que hace con las cuotas sindicales que le aportan sus agremiados.

El adiós de un loser. Por fin en el PRI se dieron cuenta que solo tenían a un zángano a sueldo en el Icadep y le dieron las gracias.

Guillermo “Chirimolla”, un “loser”, vende espejos, el cual dice que va a buscar ser candidato del PRI a la gubernatura, saqueó todo lo que pudo hasta que por fin lo corrieron, aunque él diga que renunció.

Este personaje de caricatura, el cual en su vida ha ocupado un cargo de representación popular y por el cual, ni su familia votaría, dice que regresará a Puebla para buscar ser gobernador, de verdad da risa.

Por lo pronto, si regresa a Puebla tenga usted mucho cuidado, porque es experto en engatusar a la gente y sobre todo no pierda de vista su cartera.

Boda en puerta. El hijo de un muy importante político poblano ya dio el anillo de compromiso a la novia, 5 años mayor que él.

Dicen que en La Vista y en el edificio del PRI de la Diagonal ya se escucha la marcha nupcial ante el inminente enlace de “Charbelito”, quien trabaja como regidor en el Ayuntamiento de San Andrés Cholula.

Dicen que al flamante presidente de la Comisión de Presupuesto en la Cámara de Diputados y del PRI en el estado, le cayó la noticia como bomba, pero ya no hay marcha atrás.

Las notas del Ave María ya se escuchan fuerte y ante los hechos consumados dicen que será la boda del año.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

Banck y los de Y

La tensión entre los señores del Yunque representados en el Cabildo de Puebla y el alcalde capitalino, Luis Banck crece día a día, pese a la buena voluntad que el presidente municipal ha mostrado hacia los señores de la llamada “secta blanca”.

Back ha intentado a toda costa ganarse la simpatía de los regidores identificados con la ultraderecha poblana que conforman una verdadera bancada independiente al interior de su cabildo.

Juan Carlos Espina, Myriam Arabian, Adán Domínguez, Oswaldo Jiménez, Marcos Castro, han puesto de verdad de cabeza al edil capitalino y es que, más que el PRI, estos regidores se han transformado en una verdadera oposición para el alcalde Banck.

Su más reciente desencuentro se dio en la pasada sesión de Cabildo, en dónde se presentó el informe de los estados financieros del municipio (cuenta pública), los cuales no fueron firmados por los regidores del PAN que simpatizan con el Yunque, lo cual contradijo los acuerdos a los que Banck había llegado con los señores de la ultraderecha.

Unos días antes de su Informe de labores, el alcalde capitalino se reunió con la bancada Yunquista en el Cabildo de Puebla y contrajo con ellos el compromiso de que el regidor Adán Domínguez, exsecretario particular del exedil capitalino Eduardo Rivera Pérez, fuera quien fijara la postura de Acción Nacional ante su primer informe de labores.

A cambio, el presidente municipal pidió que los integrantes de la Y firmaran en su momento el Informe sobre el estado que guarda su cuenta pública, la cual mes con mes debe ser aprobada por el Cabildo, el acuerdo quedó sellado, lo mismo que el compromiso, Back cumplió y el Yunque no.

Adicionalmente, como muestra de buena voluntad, el edil capitalino ha entregado otro tipo de concesiones a los siempre ambiciosos señores del Yunque poblano, los cuales, fieles a sus costumbre, toman lo que les dan, pero terminan siempre traicionando.

Y es que los regidores de la secta blanca no se mandan solos, eso es algo que el alcalde Banck debe de tomar en cuenta.

Son como los vikingos, los cuales acabaron en Francia con la dinastía de los carolingios (descendientes de Carlo Magno), para dar paso a los Capetos.

Y es que los carolingios en vez de enfrentar con valor a los vikingos cada vez que invadían el territorio, de lo que hoy es Francia, preferían pactar con los invasores y colmarlos de regalos en oro y joyas.

Los vikingos, hábiles comerciantes y piratas, subían el costo de los chantajes, hasta que un día el Conde Eudes de París, fundador de la dinastía de los Capetos, se negó a pagar por el chantaje y se pertrecho en La Cité y defendió lo que más tarde se convirtió en la capital del país de los Galos.

Esta demás decir que los parisinos proclamaron a Eudes como su nuevo rey y depusieron a Carlos III, el Gordo.

Lo siguiente viene a colación porque si Back cede continuamente a los “chantajes” de los regidores Yunquista no le va a ir muy bien, porque los señores de la “secta blanca”, los “soldados de Dios”, tienen dentro de su naturaleza la “traición” y como los vikingos son insaciables. Si no, al tiempo.

Por cierto, los Yunques también difunden versiones entre sus integrantes, las cuales están por demás decir, que son puro chisme.

La súper directora. La que ya tiene hartos a los profesores y estudiantes del sistema del Centro Escolar Niños Héroes de Chapultepec es su directora Irene López Aguilar, hermana de la diputada federal de nombre Mercedes, exsecretaria particular del exgobernador Rafael Moreno Valle.

López Aguilar se siente intocable debido a la relación de su hermana, la diputada federal y exsecretaria particular del ejecutivo.

Pero no solo eso, actúa como si fuera autónoma, sin consultar a nadie, ni a la titular de la SEP.

La mejor muestra del repudio que existe en contra de la directora del CENHCH ocurrió el pasado sábado, cuando se celebró el 60 Aniversario de la fundación de este sistema educativo, ceremonia que contó con la presencia del gobernador Tony Gali.
Alarmada porque estaba prácticamente vacía la gradería y las sillas colocadas para el evento en el área verde del CENHCH, la directora López Aguilar tuvo que llamar a los policías a llamar a los familiares del personal administrativo, cuando ya se acercaba la comitiva del gobernador.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

Eruviel o Narro, ¿los candidatos del PRI?

Entre la clase política del tricolor ya se comienzan a manejar dos nombre como seguros candidatos del PRI a la Presidencia de la República rumbo al 2018, se trata del actual gobernador del Estado de México, Eruviel Ávila, y del exrector de la UNAM, ahora secretario de Salud, José Narro Robles.

Eruviel ya fue presidente municipal de Ecatepec en dos ocasiones y su historia es digna de una película, auténtico representante de la llamada “cultura del esfuerzo”, un hombre que fue cobrador de transporte público, corta vidrios y que ahora cuenta con un doctorado por la máxima casa de estudios de nuestro país, la UNAM.

Sus admiradores dicen que él y nadie más si gana Alfredo del Mazo la gubernatura del Estado de México debe ser el candidato del PRI a la Presidencia de la República, aunque no necesariamente forme parte del primer círculo del presidente Peña.

En los hechos, Eruviel ya le arrebató en alguna ocasión una candidatura a Peña Nieto, la de la gubernatura del Estado de México, cuando increíblemente Peña mostró una altura de miras de estadista y sacrificó a su primo del Mazo para darle la candidatura al priista mejor posicionado que era Eruviel, quien no ganó, arrasó.

Eruviel, en ese entonces presidente municipal de Ecatepec, ya tenía todo listo para migrar de las filas del PRI y hacerse de la candidatura a la presidencia por una alianza PAN-PRD, pero Peña advertido del tema y ya con el antecedente de lo que había ocurrido en el 2010 en Puebla, operó rápidamente para deshacer tal alianza, entregó la candidatura a Eruviel y el resultado no pudo ser mejor ganó Ávila y ganó también Peña que se hizo de la Presidencia de la República.

Aunque la elección del Estado de México está muy cerrada, es muy probable que el PRI se levante con el triunfo en esta entidad, sobre todo si la candidata del PAN es Josefina Vázquez Mota, mujer que en el 2012 dejó constancia de que es una mala candidata.

En el 2012 a Josefina se le juntaron dos problemas, la traición de su propio partido, el PAN, encabezado por el presidente Calderón quien al ver que no repuntaba la abandonó y negoció con el PRI y los personales con su pareja, lo que se reflejaron en una caída en su estado de salud (anorexia) que la llevó a la derrota.

Hoy aunque muchos creen que Josefina puede ganar la contienda se equivocan y hacen mal las cuentas, sus fobias hacia el morenovallismo los ciegan y no ven cual es la verdadera situación y esta no es otra que Josefina va a la elección para que esta se vuelva de tercios y fragmentar el voto opositor, lo cual beneficia al PRI.

En 1998, en Puebla, Bartlett se percató de este hecho en la elección municipal de la capital y creó a Emilio Maurer, empresario, exdirectivo del Puebla, para fragmentar el voto panista, partido el cual, en esa sí, hasta con un burro iba a ganar la elección llevando al “mosco” José Antonio Díaz García como candidato.

A eso va Josefina a la elección del estado de México, a ser la esquirol del priismo, el cual gracias a eso, va a tener posibilidades de ganar una elección complicada ante la candidata de Morena.

Además, Eruviel es el favorito de la clase política que aún le queda el PRI, por encima de Osorio Chong y de Luis Videgaray, para aquellos trasnochados que aún creen que el canciller tiene opciones de ser presidencial.

La otra carta que dicen los priistas podrían jugar en la próxima elección y eso ya como una opción desesperada, ya no para ganar, sino para perder por menos puntos, es la de jugar con el secretario de Salud, José Narro Robles, exrector de la UNAM, hombre de bajo, muy bajo perfil, pero con corte ciudadano y sin mucha cola que le pudieran pisar.

Narro sería la última carta en el caso de una derrota del PRI en el estado de México y que con ello, Eruviel se viera desplazado de la probable candidatura, sería un intento desesperado por tratar insisto, no de ganar, sino de perder por el menor porcentaje.

Que Chong irá al PRI. El siempre bien informado periodista, Mario Alberto Mejía, adelantó la probable llegada del hidalguense Miguel Ángel Osorio Chong a la dirigencia nacional del PRI, en sustitución de “clavillazo”, Enrique Ochoa Reza, un líder de opereta al cual pusieron al frente de las riendas del expartidazo.

Se dice que el hidalguense llevaría como compañera de fórmula a la excanciller y exsecretaria de Turismo, Claudia Ruiz Massieu, quien irónicamente ocuparía la misma posición que tuvo su padre, José Francisco, antes de ser asesinado en el fatídico 1994. Pero esto será hasta pasada la asamblea nacional, la cual aprobó el Consejo Político Nacional del tricolor que se lleve a cabo en el mes de agosto, pasadas las elecciones en el Estado de México, Coahuila y Nayarit.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

Los riegos de una derrota

El morenogalicismo caería en un muy grave error si cree que ya de antemano tiene ganada la elección del 2018, la cual será sin duda la prueba de fuego para el grupo en el poder.

Acostumbrados a una serie de victorias que arrancaron en el 2010 con la consecución de la gubernatura de Puebla, al grupo que capitanea Antonio Gali, Rafael Moreno Valle y Luis Banck Serrato, puede cometer un grave error si cae en excesos de confianza.

Hay una serie de factores internos y externos que pueden desencadenarse y convertirse en un verdadero dolor de cabeza, si caen en el exceso de que con cualquiera se puede ganar la elección.

El panismo tradicional (yunquista) pensó así en el 2007, sentían que tenían en automático ganada la elección a la presidencia municipal de Puebla, el entonces gobernador Mario Marín venía de salvar la cabeza luego del escándalo desatado tras la detención de la periodista Lydia Cacho (Lydiagate).

El Yunque ingenuamente pensó que con 20 punto de ventaja, con Felipe Calderón en la Presidencia de la República y con un Mario Marín debilitado podían ganar con cualquiera la presidencia municipal de Puebla, “hasta con un burro” se ufanaban en decir. La designación recayó en Antonio Sánchez Díaz de Rivera, quien venía de trabajar como subsecretario de Desarrollo Social al lado de Josefina Vázquez Mota y el resultado fue un desastre. La priista Blanca Alcalá ganó esa elección con 20 puntos de ventaja y se convirtió en la primera mujer en gobernar la ciudad de los Ángeles.

Esta experiencia, al igual que lo ocurrido en el 2015, la debe de servir de experiencia al actual grupo en el poder, ya que no con cualquier personaje van a poder ganar la gubernatura, mantener en sus manos las principales presidencias municipales en el estado y seguir con la mayoría en el Congreso.

El 2018 es una elección concurrente en donde por primera vez en Puebla se votará por presidente de la República, gobernador del estado de seis años, alcaldes de tres con posibilidad de ir a una reelección, diputados locales y federales, también con la misma opción y senadores de la República.

Este coctel, atípico, es por sí mismo una verdadera “bomba de tiempo”, aderezada por la reforma electoral a nivel federal que se avecina, en donde Puebla pierde un distrito a nivel federal y tal vez desaparezcan las plurinominales, al menos 100 en la Cámara de Diputados y las 32 Senadurías, además de que pueda proceder una segunda vuelta electoral, propuesta que ya también tiene en su manos el Congreso de Puebla y que fuera legado del exgobernador, Rafael Moreno Valle.

Otro factor que puede influir y el cual debe de ocupar al morenogalicismo es el crecimiento de Morena en la entidad, a la par de la caída del priismo en las preferencias electorales, el cual llega a un patético 8 por ciento en Puebla capital.

A esto se suma un 24 por ciento de indecisos que en este momento aún no definen su voto, pero que generalmente es sufragio “antisistema”, lo cual puede poner en aprietos al grupo en el poder, que aún tiene que enfrentar también, los problemas internos con el yunque, cada vez más beligerante y dispuesto a sacudirse el yugo morenogalicista de la mano de su “príncipe” y caudillo, Eduardo Rivera Pérez, pendiente de la aprobación de sus cuentas públicas y de las grandes negociaciones nacionales que pueda hacer Margarita Zavala.

No, el morenogalicismo no se puede dar el lujo de ir con cualquiera a la elección federal del próximo año, los candidatos deben de ser de verdad gente con posicionamiento, con arraigo en las comunidades y con posibilidades de sumar votos, so pena de perder el poder, ante el embate de otras fuerzas políticas.


El camaleónico Manzanilla.
Si bien Fernando Manzanilla Prieto es un hombre brillante e inteligente, en su carrera política ya comienza a pesar su pasado “camaleónico”, ya que actualmente coquetea con su cuarto partido político.

En sus inicios a Manzanilla se le identificó con el PRI, partido al cual pertenecía la administración de Melquiades Morales Flores, con quien trabajó.

Luego Fernando pasó a formar parte de las fila de Convergencia hoy Movimiento Ciudadano, entidad que abandonó para pasarse al PAN; instituto político que al parecer ya también le dio la espalda, para engrosar ahora las filas del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

La visita de Gali a Teziutlán. El gobernador Antonio Gali pasó todo el fin de semana en Teziutlán. El domingo el mandatario estuvo presente en el informe del presidente municipal José Antonio Vázquez, el “alcalde me la pelas”, pequeño cacique de la región.

El lunes encabezó una reunión de trabajo con todo su gabinete en la región, siendo uno de los temas prioritarios el de la seguridad pública.

El problema de la visita de Gali es que su estancia se puede interpretar como un espaldarazo a quien buscar perpetuarse en el poder a través de su “amiga” y su hija, ya que el “alcalde me la pelas”, quiere impulsar a Corona del Rosal para presidenta municipal de Teziutlán y a su hija para diputada local, no pues sí.

Si logra hacer esto esté aprendiz de cacique, sacado de la ley de Herodes, entonces si será cierto que todos se la pelamos.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

En política, forma es fondo

El que al parecer olvido todos los buenos modales y las formas, es el subsecretario de la Sedatu, Juan Carlos Lastiri Quirós, hijo “putativo” de doña Rosario “Chayito” Robles, algo, realmente extraño en un hombre como el zacatleco, criado por su tío, el experimentado político, Miguel Quirós Pérez.

Y es que Lastiri, en su pasada visita a Puebla, molestó mucho con su actitud a quienes llevan las riendas en la entidad, que no son otros que el gobernador Tony Gali y el presidente municipal, Luis Banck, quienes no están de ornato.

Tanto Gali como Banck han tenido deferencias políticas para Juan Carlos, a quien el jueves pasado, por atención, invitaron a una cena celebrada con todos los delegados federales que operan en Puebla, hasta los zánganos y ladrones que forman parte del cártel de Hidalgo.

Está por demás decir que esta deferencia hacia el originario de Zacatlán se debió a que existe una excelente relación con su madrina política, la “madrina” de la región “Chayito” Robles.

Pero las buenas formas de las autoridades estatales y municipales no fueron imitadas o mejor dicho correspondidas por Lastiri, quien el pasado sábado decidió encabezar un evento de entrega de piso firme en la junta auxiliar de San Baltasar Tetela, sin realizar la correspondiente invitación a las autoridades locales, lo cual es francamente una grosería.

En política, decía Reyes Heroles: la forma es fondo, y si Lastiri ha recibido toda serie de atenciones por parte de la autoridades locales, como lo marca su cargo de embajador de la federación (subsecretario), lo mínimo que pudo haber hecho, era haber correspondido de la misma forma a las dos máximas autoridades de Puebla.

Incluso, el mismo jueves, Lastiri había sido invitado a formar parte de la comitiva que hizo entrega de escrituras de regularización en algunas de las colonias de Puebla.

Era de esperarse que, solo como un detalle, Lastiri correspondiera a las atenciones de la misma forma, su actitud mezquina, despertó y la molestia tanto del gobernador, como del alcalde de Puebla, quienes habían tenido múltiples atenciones hacia el funcionario federal, e incluso hasta por así decirlo, se habían hecho de la vista gorda, ante la “hiperactividad” del priista, el cual quiere hacerse de la candidatura de su partido a Casa Puebla.

Las tonterías de Juan Carlos complican la relación entre Puebla y la Sedatu; no así con la federación, con la cual existen excelente relaciones, como quedó demostrado el pasado domingo con la visita del presidente Peña a las instalaciones de la XXV zona militar para celebrar el día del ejército.

Obrador a la altura de la expectativa. El tabasqueño Andrés Manuel López Obrador confirmó que Puebla es territorio del “Peje”.

Si bien es cierto, la concentración no llegó a las 20 mil personas que se prometían, lo es también que logró concentrar a un número muy significativo entre 10 y 12 mil simpatizantes, que abarrotaron la plaza de la democracia.

Por supuesto que no podían faltar también los oportunistas, dispuestos siempre a subirse al “carro” del ganador y que aprovecharon para tomarse la foto con el tabasqueño para lucir su cercanía con el tabasqueño en redes sociales.

Obrador estuvo acompañado por personajes como Fernando Manzanilla Prieto, quien confirmó con su presencia lo que en este mismo espacio adelante, que ya es parte del equipo del tabasqueño.

También estuvo presente el polémico presidente municipal de San Pedro Cholula, José Juan Espinosa y su esposa la priista (o tal vez ya expriista) Nancy de la Sierra, quien lucía también una chaleco con los colores de Morena, el exgobernador, Manuel Bartlett Díaz, uno de los verdaderos operadores del tabasqueño en Puebla y su sobrino político, el diputado federal, Rodrigo Abdala.

También reapareció el empresario Emilio Maurer Espinosa, expalero de Mario Marín en la contienda por la alcaldía en el ya lejano 1998.

Faltaron los priistas que no tuvieron el valor de públicamente ya abrirse a favor del tabasqueño, pero que trabajan de cerca unos con Ricardo Monreal y el hijo del “Peje”, Diego. Así como también los que tienen el acercamiento a través de la expresidenta nacional de la Canacintra Yeidkol Polensky. (Llámese Zavala y Armenta).

El domingo López Obrador sostuvo una reunión en Tuxtla Gutiérrez Chiapas, la cual confirmó también una versión difundida en este mismo espacio que el Güero, Manuel Velasco Coello, ya negoció la plaza con el tabasqueño, a cambio de inmunidad para él y sus más cercanos.

laserpientesyescaleras@hotmial.com

Flores Toledano, un apestado

Nadie sabe a ciencia cierta que ocurrió entre el gobernador Antonio Gali Fayad y el presidente del Tribunal Superior de Justicia, Roberto Flores Toledano, pero fue notorio el “frío” que existe entre ambos personajes.

Durante el primer informe de labores del alcalde Banck, Tony Gali no le dirigió ni por un minuto la palabra al presidente del Tribunal; incluso, hasta en algunos momentos, para dejarle patente su molestia, el gobernador le dio la espalda a Flores Toledano, quien vivió el sabor amargo de sentirse como el “apestado” de la fiesta.

El martes pasado, Flores Toledano rindió su informe de labores como presidente del Tribunal, al cual no asistió el gobernador Gali, envió con su representación al secretario General de Gobierno, Diódoro Carrasco Altamirano, quien se trasladó desde Tehuacán en camioneta a Puebla, el oaxaqueño había asistido a la ciudad de las granadas para estar presente en la gira de trabajo de Miguel Ángel Osorio Chong.

Mientras tanto, en Puebla, Flores Toledano tuvo dos veces que llamar a un receso, mismos que duraron dos horas, para tratar de esperar al gobernador, el cual nunca llegó al evento.

Cuentan que el presidente del Tribunal Superior de Justicia se puso de mil colores y no pudo disimular su enojo y pena, por haber sido desairado por el gobernador, lo cual no es asunto menor.

Y es que desde que yo tengo memoria en esto del periodismo no recuerdo un gobernador que no haya asistido a un Informe del presidente del Tribunal Superior de Justicia.

Basta con recordar que Mario Marín, el célebre 14 de febrero del 2006, asistió al Informe de labores, del entonces presidente del Tribunal, Guillermo Pacheco Pulido y ahí fue abordado por una nube de reporteros, ese día La Jornada había publicado la versión estenográfica de la llamada entre Kamel Naif, el ex rey de la mezclilla y el entonces gobernador, además la periodista Carmen Aristegui había puesto al aire dichas grabaciones.

Pero de regreso al tema, es evidente la frialdad entre Gali y Flores, quien es amigo de la infancia del exgoberbador, Rafael Moreno Valle, quien lo colocó como presidente del Tribunal.

Cuentan los que saben que la enemistad entre Gali y Flores Toledano ya viene de tiempo atrás; el entonces gobernador electo, regañó al presidente del Tribunal de tal forma que a nuestro personaje se le rodaron sus lágrimas ante la reprimenda. Testigo del bochornoso evento fue el secretario General de Gobierno, Diódoro Carrasco.

Dicen que las diferencias entre el gobernador y el presidente del Tribunal se acrecentaron tras este incidente, pero se hicieron irreconciliables las cosas entre ambos luego de que Flores fuera ratificado por su amigo, el exgobernador Moreno Valle, a quien el magistrado le agradeció la deferencia, en vez de ir y también darle a las gracias a Gali.

Cómo estarán las cosas entre el gobernador y el presidente del Tribunal, que Gali prefirió charlar, por ciento, de manera muy grata, con el líder del Congreso, Jorge Aguilar Chedraui, con quien se reía y hasta bromeaba, mientras la cara de Flores era similar a la de un personaje que había asistido a un funeral.

Por cierto, dicen que quien manda y tiene la sartén por el mango en el Tribunal Superior de Justicia, es la esposa del magistrado Flores, que es quien de verdad manda a jueces y magistrados. Eso es lo que dicen.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

Nace… Banck

Luis Banck recibió un gobierno que dejó un buen sabor; muchos, me incluyó, cuestionaron las cartas del entonces secretario de Desarrollo Social para tomar las riendas de la capital poblana; sin embargo, a un año de estar al frente del Ayuntamiento ha tapado bocas, el trabajo ahí está; cierto, falta mucho por hacer pero sentó las bases, como él lo comentó, para construir un gobierno eficiente y dar el siguiente paso.

Arropado por la clase política, el alcalde Banck recalcó el avance en materia de educación, turismo, seguridad y salud; esto se logró, según el presidente municipal, a la unión de esfuerzos.

En un Informe inusual, lejos del glamour de la zona de Angelópolis o de Los Fuerte, nuestro personaje apostó por un escenario más cercano a la sociedad, acorde con el sello que busca imprimir a su gestión.

Durante su discurso, Banck ponderó por construir una ciudad en donde todas las voces tengan cabida. Además, hizo un par de anuncios por más interesantes, el primero es la construcción e “Fábrica de Talentos”, la cual se ubicará en la junta auxiliar de la Romero Vargas. El objetivo, comentó el alcalde, es el erradicar la delincuencia y encausar a los jóvenes a proyectos productivos.

Otro de los anuncios fue el recuperar el Río Atoyac, trabajo que realizará de manera coordinada con organizaciones civiles y no gubernamentales.

La danza de las cifras estuvo presente; sin embargo, Banck no eludió la realidad por la que atraviesa la Angelópolis. Palabras más, palabras menos, el alcalde señaló: “De 2013 al 2016, en la capital se disminuyó la incidencia delictiva en 47 por ciento, si bien Puebla es una ciudad relativamente pacífica y segura, no estamos satisfechos, porque 6 de cada 10 poblanos se sienten inseguros”.

Además, dio un voto de confianza a los servidores públicos y al cuerpo policiaco; sin embargo, dejó en claro que aquellos elementos que traicionen la confianza de los poblanos serán castigados con todo el peso de la ley.

Mención aparte merece las palabras que dedico el presidente municipal para promover el respeto por encima de los abusos e hizo un llamado a la igualdad de género y destacó que, su gobierno escucha y valora a las mujeres.

Previo al Informe, durante la Sesión Extraordinaria de Cabildo, Banck Serrato reconoció que la seguridad y la erradicación de la violencia hacia las mujeres son las prioridades. No obstante, se comprometió a emprender acciones para erradicar estos problemas.

Por años, las disputas entre el gobernador y el alcalde en turno fueron una constante; este escenario cambió con Moreno Valle y Tony Gali; ahora, lejos de las disputas, las discrepancias o los apetitos políticos hay concordancia y armonía, eso para Puebla y los poblanos es una inmejorable situación.

Ahora, Luis Banck tiene enfrente un año para consolidar su gobierno y catapultarse en el escenario político, ya no hay margen de error; y él lo sabe.


Fotos: Es Imagen / José Castañares

laserpientesyescaleras@hotmail.com

Banck, Banck, Banck

Este día el alcalde de Puebla, Luis Banck Serrato, rendirá su primer informe de labores al frente de la administración municipal, el cual a su vez corresponde al tercer año de la gestión que dejó vacante el actual gobernador Antonio Gali.

Es el primer informe y a su vez dicen los allegados al edil capitalino que a la par es el arranque de la campaña rumbo al 2018. ¿A qué puesto? Eso está por verse.

Los más avezados y conspicuos oráculos ligados al edil capitalino aseguran que si el gobernador Moreno Valle logra su objetivo de convertirse en el candidato del PAN a la presidencia de la República, Banck tiene casi un 80 por ciento de posibilidades de convertirse en el abanderado a la gubernatura, ya que la candidata natural Martha Erika Alonso no podría estar en la boleta.

A las gargantas profundas del presidente municipal no les falta razón, Banck es el enlace entre el morenovallismo y el galicismo. De hecho es el puente, el vaso comunicante entre el exgobernador y el actual mandatario, basta con recordar que Luis obtuvo la alcaldía, luego de ser el único personaje, en el cual tanto Moreno Valle como Gali estuvieron de acuerdo para el interinato.

Banck es querido por Moreno Valle, por Martha Erika, con quien incluso ha llegado a cantar en las reuniones, (cosa que además hace muy bien el alcalde capitalino). También está en el corazón de Gali, a quien no le alcanza para preparar un “delfín” propio para poder pelear la sucesión, la cual está a la vuelta de la esquina.

¿Cuáles serían entonces sus debilidades? Son varias que el morenogalicismo debe de analizar a fondo.

A pesar de ser el alcalde capitalino, su posicionamiento es raquítico, muy poca gente lo conoce o lo identifica como el presidente municipal de Puebla. Adicionalmente el hecho de no haber ido a una urna, pesa en el ánimo de muchos ciudadanos poblanos, sobre todo del “círculo rojo”, que saben que Banck no ganó, heredó.

Otro punto es su falta de poblanidad, un aspecto que el morenogalicismo ha explotado en los últimos dos procesos electorales 2010 y 2016. Zavala chiapaneco, Blanca tlaxcalteca y ¿Banck?

Si bien el posicionamiento no es ningún problema, si lo es la falta de poblanidad, aunque todo es posible, si el aparato está dispuesto a arropar al alcalde capitalino.

Otro problema es que si va a querer jugar para gobernador debe de separarse del cargo a más tardar a finales del febrero del próximo año. Lo cual abriría la posibilidad de un nuevo interinato. ¿Le gustaría eso a los poblanos?

Otra posibilidad que dicen juega el habitante del Palacio de Charlie Hall es la de repetir en el cargo, situación que es factible, aunque también tiene sus bemoles.

Además de tener que recurrir al Trife para que este analice su caso, y repetir en el cargo, Banck estaría sujeto a cualquier tipo de impugnación, también se repite la misma historia que para la gubernatura. Banck tendría que separarse del cargo de alcalde a más tardar también en el próximo mes de febrero, que un interino culmine su administración, ganar la candidatura, ir a la urnas y regresar a ocupar la misma silla. Uff…

La capacidad de Banck, su visión de hacer de Puebla una ciudad con menor desigualdad, más amable, más Smart, sin lugar a dudas se van a ver reflejadas en la calidad de vida de los poblanos, de eso no me queda la menor duda.

Esto por supuesto le puede abrir varias puertas, sobre todo, insisto, si es que el exgoberador Moreno Valle alcanza la candidatura a la presidencia de la República y esto le impide a Martha Erika Alonso estar en la boleta.

Y es que si no es la señora, el morenogalicismo carece de cuadros que puedan dar la batalla para retener casa Puebla, ante el embate y crecimiento de Morena.

La lista se reduce algunos nombres como el jefe de la oficina, Javier Lozano, el líder del Congreso, Jorge Aguilar sometido al “fuego amigo” y el diputado local y hombre fuerte del galicismo, Mario Rincón González, este último, el único que es cien por ciento gente de confianza del actual mandatario.

Hay que seguir de cerca los pasos del alcalde Banck, la única carta fuerte con todo y sus asegunes que mantiene el morenogalicismo si es que no se da el plan A.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

“El güero” tiende nexos con Morena

Según me cuenten algunos amigos, Manuel (“el güero”) Velasco Coello, gobernador de Chiapas, ha comenzado a tejer lazos en el dirigente nacional de Morena, Andrés Manuel López Obrador, el “Peje”, quien a decir de muchos pinta para convertirse en el próximo presidente de México.

Lo que no se sabe es, si este acercamiento obedece a intención de servir como puente entre su amigo, el exgobernador de Puebla, Rafael Moreno Valle Rosas o si el güero ya puso sus “barbas” a remojar por aquello de las dudas.

Y es que hasta hace poco Velasco, quien aún milita en el Partido Verde, daba la vida por Rafael Moreno Valle Rosas, a quien le había jurado y perjurado que él era su candidato para el 2018.

De hecho, la militancia del “güero” dentro del Partido Verde, instituto político por cuyas siglas ganó la gubernatura de Chiapas, está en entre dicho desde hace tiempo, aunque oficialmente el mandatario no ha hecho ningún pronunciamiento al respecto.

Para mostrar su lealtad hacia el proyecto morenovallista, Velasco, mejor conocido por ser el esposo de la actriz Anahí, dejó que el entonces gobernador de Puebla ganara la dirigencia del PAN en aquel estado del sureste del país, operación que corrió a cargo del secretario de Desarrollo Social, Gerardo Islas Maldonado.

Pero al parecer para no equivocarse, “el güero” ha comenzado a tejer fino y buscar acercamientos con López Obrador, cuyo partido Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) comienza a tener una presencia muy importante en Chiapas, entidad en donde se renovará la gubernatura el próximo año.

En Chiapas de todos es conocido que Fernando Castellanos Cal y Mayor, presidente municipal de Tuxtla Gutiérrez es o era el “delfín” del mentado “güero”, pero ahora se dice que luego de los acercamientos entre Velasco y López Obrador, otros personajes han cobrado fuerza como el diputado, Eduardo Ramírez Aguilar, quien dicen a pesar de haber sido electo por el Partido Verde, ahora está cerca de Andrés Manuel y sirve de enlace entre el tabasqueño y su gobernador.

Otro personaje que aseguran no hay que perder de vista, es al senador Luis Armando Melgar Bravo, posición de TV Azteca, ya que fue director del canal 40 propiedad de Ricardo Salinas Pliego y presidente de Fundación Azteca en Chiapas.

Se dice que este personaje, a través de Esteban Moctezuma Barragán, la nueva adquisición de López Obrador, ha tenido acercamientos con el tabasqueño y también puentea con Manuel Velasco, para en una de esas poder ser candidato a la gubernatura, ya sea por el Verde o por Morena.

Un tercer personaje al que no hay que perder de vista es el senador Zoé Robledo, quien recientemente renunció al PRD para pasarse a las filas del partido que encabeza Andrés Manuel, Morena.

Zoé es un hombre, el cual en 2008 ganó un premio nacional de periodismo, que ya dejó ver su intención de convertirse en candidato a la gubernatura por Morena.

La presencia de López Obrador en la entidad gobernada por Manuel Velasco deja mucho a la especulación y es todo parece indicar que ya hay un pacto entre el güero y Andrés Manuel, ¿A caso será la gubernatura de Chiapas para Morena? ¿A cambio de qué? ¿Moreno Valle va en el paquete del güero?

Conste que son preguntas.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

La inminente desaparición de la pluris

Es busca de algo para recuperar la popularidad perdida, el PRI va en el Congreso de la Unión por la eliminación de los diputados y senadores de representación proporcional, medida por demás controvertida, de corte populista y que de concretarse, la ganaría algunas simpatías al alicaído tricolor.

La propuesta es eliminar al menos 100 de los 200 diputados plurinominales que actualmente existen en la cámara Baja y en la Alta, eliminar a los senadores de representación proporcional, dejando solo a los que obtengan la primera minoría en sus respectivas votaciones.

Aunque aún no existe el consenso necesario, la medida seguramente será aprobada en breve, antes de la elección del 2018, pese a que al interior del propio Partido Revolucionario Institucional existen voces a favor y en contra de la medida, la cual reduce las posibilidades de entregar “premios de consolación” a cuadros distinguidos de su militancia o a los compromisos adquiridos con los grandes poderes facticos del país, principalmente las televisoras, la cuales obtienen sus cuotas, como en el caso de TV Azteca, a través de esta medida.

Pero esta disyuntiva es la misma que tendrán en sus manos el PAN, el PRD, Morena y demás fuerzas políticas de nuestro país, las cuales utilizaban las “pluris” como pago de facturas a sus grandes “cuadros” o para saldar cuentas con algún interés creado.

En el caso de la contienda interna panista, por ejemplo, la desaparición de las plurinominales al Senado, deja poco espacio que negociar con la dirigencia nacional que encabeza Ricardo Anaya.

En el supuesto caso de que Anaya no sea el candidato en el 2018 ¿Qué le pueden ofrecer? ¿Una diputación federal?, ni loco. Lo mismo ocurre con Margarita Zavala Gómez de Campo, la esposa del expresidente Calderón, ¿qué le van a ofrecer? Solo la dirigencia nacional de su partido si es que le llega a interesar. En el último de los casos y suponiendo sin conceder, que Rafael Moreno Valle, no consiguiera la postulación a la presidencia ¿Se conformaría con Puebla? ¿Se arriesgaría a ir de nueva cuenta en el 2018 en una boleta? Creo que la respuesta lógica es no.

Para el PRI las cosas también se complican, sobre todo si como se ve esta fuerza política se va a la tercera fuerza electoral, como todo parece indicar, aunque gane el Estado de México, gracias a la concertacesión con el PAN, partido que aún no tiene candidato o candidata en aquella entidad.

El tema de la desaparición de los diputados de representación proporcional no es un tema menor y algo que sin duda también influirá en la elección del próximo año, así como el hecho de que de manera obligatoria se tengan que dividir en 50 por ciento las candidaturas para mujeres y hombres.

Las diputaciones plurinominales nacieron en 1977 cuando se incorporó el principio de representación proporcional para la integración de la cámara de diputados para elegir 100 legisladores a través de dicho principio.

En 1986 se amplió a 200 el número de representantes populares y en 1993 se estableció que ningún partido que tenga el 60 por ciento o más de la votación nacional podrá contar con más de 300 diputados, además de que se incluyó la representación proporcional en la cámara de Senadores, para elegir treinta y dos miembros, mediante el sistema de listas votadas en una sola circunscripción plurinominal nacional. En ese mismo año también se estableció que para la distribución de curules por representación proporcional, cada partido debía obtener como mínimo un dos por ciento de la votación.

En el 2014, con la mal llamada reforma política, aumentó al tres por ciento del total de la votación válida emitida, para cada una de las diferentes fuerzas políticas.

El tema será ahora en saber cómo se distribuirán las 100 curules que aún se mantendrán dentro del principio de representación proporcional y el cómo se evitará abrir la brecha entre el número de votos obtenidos por un partido político, y la representación en curules que finalmente logra en el Congreso. Ya que desapareciendo a la mitad de los diputados de representación proporcional, facilitaríamos el camino para que un partido político lograra una mayoría artificial; un 35 por ciento de los votos podría constituirse en 51 por ciento de los escaños. Algo que para México no sería ninguna novedad, pues el fenómeno se vivió a lo largo de prácticamente todo el siglo XX.


laserpientesyescaleras@hotmail.com

El PRI poblano, una completa orgía

El priismo poblano vive en este momento su peor etapa, sin liderazgo, sin visión, sin rumbo y sobre todo sin cohesión política para ir a una elección vital para este instituto político en el 2018.

Los tricolores poblanos lucen más preocupados por ir a pactar con López Obrador y trabajar a su favor el próximo año, que en luchar para tratar de recuperar casa Puebla.

El peor escenario para este instituto político es que todos los sondeos de opinión mandan ya al PRI al tercer lugar, con el PAN morenovallista y Morena luchando ya por la hegemonía en el estado.

Analicemos lo que hacen las principales “figuras” de este partido rumbo al 2018.

La senadora Blanca Alcalá se desapareció por completo de la escena local; luego de reunirse con el entonces gobernador Rafael Moreno Valle, Alcalá eligió el exilio, ya no se ha vuelto a ver en algún acto público en Puebla, aunque si le advirtió a Juan Carlos Lastiri, en la famosa reunión celebrada en Insurgente Norte a finales del año pasado, “todos menos tú, Juan”. Dicho lo anterior, Blanca dejó la reunión.

Blanca aspiraba a convertirse otra vez en la candidata del PRI a Casa Puebla en el 2018, pero ahora parece que esto será misión imposible, sobre todo después de que su yerno y mano derecha, Edgar Chumacero, subiera a la red social Facebook lo siguiente: “con el Presidente peor calificado y repudiado en la historia, que más les queda, perdieron todo hasta la dignidad, y aún con los pactos que hagan y han hecho será complicado parar el tema de López Obrador y Morena, el actual desprecio social al PRI es enorme solo él y su Gabinete creen que no es así, no hay uno solo en el Gabinete de Peña que pueda tan solo ser competitivo”. Esto en relación a la columna Serpientes y Escaleras de Salvador García Soto, en la cual hablaba sobre un supuesto acuerdo entre Peña Nieto y Ricardo Anaya para ir juntos en el 2018.

El presidente del PRI en el estado, Jorge Estefan, está más preocupado por su nueva y flamante posición como presidente de la Comisión de Presupuesto de la Cámara Baja que de su partido.

Estefan ya arrancó campaña ya sea para ser el candidato rumbo al 2018, ya sea al Senado o a Casa Puebla y un claro ejemplo es la entrega de calles y pisos dignos que encabezó el pasado miércoles en santa Ana Xalmimilulco, junta auxiliar de Huejotzingo.

Ahí, Estefan acudió como invitado especial de su “ahijado” Carlos Morales, el presidente municipal de este lugar y de “pasadita”, aprovechó para lucrar políticamente con este programa federal, bajo el pretexto de fue él quien bajo los recursos para apoyar a este municipio.

Juan Carlos Lastiri anda en plena campaña y todo hace indicar que pese al poco entusiasmo que despierta se hará de la candidatura a Casa Puebla, lo cual no será una buena noticia para el tricolor.

El problema para Lastiri es que construye una candidatura sin apoyos y sin consensos, a ese paso se va a quedar más solo que Blanca Alcalá, porque tiene a todos sus compañeros o tal vez debería decir mejor (ex) compañeros de partido en su contra. Doger, Alcalá, Zavala y Armenta truenan en contra del oriundo de Zacatlán.

Y hablando de Doger, Zavala, Armenta y demás especies tricolores, estos ya andan más preocupados por encontrar espacios al interior de Morena, que por pelear por la candidatura de su partido a Casa Puebla.

Estos personajes no son tontos y ya hicieron cuentas, aritméticamente a nadie que sea del PRI le va a alcanzar para ganar ni Los Pinos, ni Casa Puebla, aunque el tricolor gane en el Estado de México.

Saben perfectamente que la pelea en Puebla ya es entre el morenovallismo y Morena; por eso, evitan la fatiga, cuidan sus respectivas parcelas y se aprestan a la llegada del nuevo año, para ver a cuál de los dos bandos apostar en la lucha.

Esa es la triste radiografía del priismo poblano; imagine amigo lector, si esto pasa entre los “liderazgos del tricolor” que pasará con la base del expartidazo, la cual está totalmente fragmentada.

Hace unos días un operador de años del PAN me comentaba, asombrado, que visitó la colonia Romero Vargas para saludar a la militancia de esta junta auxiliar y tremenda fue su sorpresa cuando entró a un tienda del lugar y el dueño del local le ofreció una publicidad de Andrés Manuel López Obrador, misma que él tendero había mandado a imprimir con sus humildes recursos. Ese mismo operador me dijo que esa era la antigua base que siempre se la jugaba con el PRI.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

La mostra y los mostros

Ernestina Fernández está empeñada en pasar a la historia de Tehuacán como la peor presidenta municipal que haya existido y vaya que hace y hace méritos para recibir tal distinción.

El segundo municipio más importante del estado y una ciudad cuya dinámica económica es muy importante para entida no puede estar en manos de ésta mujer, la cual es manipulada por su esposo, Álvaro Alatriste Hidalgo, el tristemente célebre “mostro”.

Alatriste ya fue presidente municipal de Tehuacán, precisamente durante el periodo en que Melquiades Morales Flores gobernó Puebla, quien empoderó a nuestro personaje hasta hacerlo actualmente el jefe político de esta región, la cual controla, gracias a los importantes recursos económicos con los que cuenta.

De origen humilde, pero con una excelente visión empresarial, Alatriste se convirtió en un comerciante rico, lo cual le permitió buscar la candidatura a la presidencia municipal de Tehuacán por el PRI y obtuvo el visto bueno de su amigo, el entonces gobernador Melquiades Morales Flores, quien incluso le envió como operador para su campaña, a su entonces secretario de Finanzas, Rafael Moreno Valle.

En este lugar y en esa elección fue precisamente donde el exgobernador de Puebla comenzó a demostrar sus dotes como gran operador político junto con sus entonces amigo, Antonio Peniche.

Esta demás decir que Alatriste arrasó en aquella elección y desde entonces comenzó a decirle a sus cercanos que ya se daba miedo, porque se había convertido en un “mostro” de la política.

Defenestrado por el marinismo por sus problemas con sus cuentas públicas, Alatriste nunca pudo solucionar sus problemas, fue sancionado por el Congreso local, quien lo inhabilitó en el ejercicio de la función pública, razón por la cual no pudo participar en el proceso electoral del 2013.

Fue entonces y para darle la vuelta al tema de su inhabilitación, el “mostro” junto con el ahora subsecretario a nivel federal de la Sedatu, Juan Carlos Lastiri, idearon al estilo de las “juanitas”, que fuera la esposa de Alatriste quien tomará su lugar en la boleta, pero fuera Álvaro quien detentará el poder. Una especie de Maximato al estilo Tehuacán.

La popularidad de Alatriste, la división el panismo local, el distanciamiento del entonces aspirante albiazul con casa Puebla y los recursos del abarrotero, hicieron posible el triunfo del PRI y de su esposa Ernestina en la ciudad de la granadas y cuna del maíz.

Pero nadie imaginó lo que venía, Ernestina no solo ha demostrado su ineptitud y corrupción, sino que salió una versión corregida y aumentada de su marido, con quien ha hecho una auténtica dupla de terror.

Alatriste mantiene en su nómina a un grupo de golpeadores, más de 20, siempre solícitos y siempre dispuestos a complacerlo ante cualquier intento de insubordinación de parte de algún ciudadano, lo mismo doña Ernestina que evita a cualquier costa estar sin su grupo de choque.

La violencia y la inseguridad se ha apropiado de Tehuacán, la cual se ha convertido en una ciudad sin ley, propiciado por esta pareja, la cual al verse abandonada por el PRI, luego del inicio del procedimiento de destitución iniciado por el Congreso local, se ha acercado a otro personaje de la misma calaña e igual de siniestro, que no es otro que el senador perredista, Luis Miguel Barbosa Huerta, “títere” del peñismo y experto en traiciones.

Como ya lo comenté en otra ocasión, Barbosa salvó a la “mostra” de la destitución, luego de que consiguió que uno de sus parientes magistrados, le consiguiera, la suspensión por parte de la corte, en el caso de su destitución.

Esta demás decir que el precio que pagó este pareja de pillos al su nuevo cómplice valió todo su peso en oro.

Barbosa, ya de por si con presencia en la región de la Sierra Negra por provenir de la familia de caciques de la zona de Ajalpan, ahora incrementó su influencia en la zona, en donde goza de total impunidad, con el consentimiento de sus nuevos aliados.

Pero no todo queda ahí, al sentirse ya impunes e intocables, los “mostros” (Fernández y Alatriste) ha comenzado a coquetear con Morena y su candidato el “peje” López Obrador.

Los “mostros” alegan que fueron traicionados por el PRI, quien no metió las manos por ellos y los dejó a merced del morenovallismo y que de no haber sido por su amigo, el senador Barbosa, Ernestina ya estaría ahorita en la cárcel.
Es por eso que ahora ya han puesto a disposición de los operadores de López Obrador en la zona, apoyos económicos y políticos, con el fin de estar vigentes en el 2018.

Así las cosas en esta macabra historia de la “mostra” y los “mostros”.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

Manzanilla y Morena

Fernando Manzanilla Prieto, cuñado del exgobernador del Estado, Rafael Moreno Valle, y quien fuera el hombre fuerte al inicio de aquella administración, está de regreso o realmente nunca se fue de Puebla.

Fernando, hombre inteligente y pragmático, se dice que ahora mantiene vínculos muy cercanos con el tabasqueño Andrés Manuel López Obrador.

Ya el columnista Valentín Varillas había manejado en su espacio “La Tempestad” la cercanía de Manzanilla con el exjefe de gobierno del Distrito Federal y ahora hombre fuerte del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

Incluso, el periodista menciona al cuñado del exgobernador como uno de los posibles candidatos de Morena a la gubernatura en el 2018, lo cual es cierto.

De acuerdo a mis fuentes, la influencia de Fernando al interior del partido de López Obrador cada día es más grande, a tal grado que es quién maneja, según estos, la agenda del partido del tabasqueño.

Manzanilla, se dice, trabaja de la mano de Sergio Jara, concuño de López Obrador y contratista en el sexenio de Melquiades Morales Flores, beneficiario de la obra pública en aquella administración, en la cual vendió aulas prefabricadas.

Jara es la cara visible y el enlace con organizaciones, de hecho ha realizado esta función desde el 2012, pero ahora es reforzado por el cerebro y la estrategia de Fernando, quien fungió como subsecretario de Egresos en la misma gestión en la que Jara se enriqueció vendiendo aulas prefabricadas al Capfce.

En el 2012, Jara intentó, sin éxito, atraer las simpatías del Yunque poblano hacía su concuño el tabasqueño, sentó a varios integrantes de esta secta, con algunos posibles integrantes del gabinete de López Obrador, como el ahora diputado Francisco Rodríguez Álvarez, en ese entonces presidente del Consejo Coordinador Empresarial, quienes escucharon con escepticismo a los lopezobradoristas.

Ahora, la cosa cambia, si es que en realidad detrás de Jara está Manzanilla como cabeza real del movimiento y es que el exsecretario General de Gobierno, al inicio de la pasada administración, sí tiene los nexos suficientes con el ala yunquista poblana, la cual se encuentra resentida con el morenovallismo.

Fernando trabó una muy buena relación con los grupos de la ultraderecha poblana durante su paso por la administración de su cuñado, mismos que terminaron por costarle puntos en su aspiración por convertirse en candidato a presidencia municipal de Puebla por el PAN.

Gente como el ahora flamante magistrado Israel Manzilla Amaro, operador de la secretaria general del PAN, Martha Erika Alonso, trabajaron al lado de Manzanilla en el bunker que había habilitado en la 33 oriente y 14 sur, exhibido en su momento en las páginas de Intolerancia Diario, por este reportero, en donde se mantenía y trabajaba una estructura paralela a favor del entonces funcionario estatal para hacerse de la candidatura del PAN a la alcaldía.

Fernando es un tipo brillante, basta con mencionar que fue el “cerebro” de la campaña morevallista en el 2010, la cual catapultó a su cuñado, el exgobernador Moreno Valle a casa Puebla.

Manzanilla inicialmente no entró en el equipo que se lanzó a la búsqueda de Casa Puebla y el primer mes de campaña había sido un desorden.

Fue hasta que Fernando se integró como coordinador general de la campaña, que comenzó a articular todas las piezas junto con Eukid Castañón, Marcelo García Almaguer, Jorge Aguilar Chedraui; después ya nadie pudo parar al morenovallismo que demolió a Mario Marín y Javier López Zavala el 4 de julio de 2010.

Manzanilla también coordinó la campaña de Antonio Gali a la presidencia municipal de Puebla, en donde se logró la victoria, tras vencer al entonces rector de la UAP, Enrique Agüera Ibáñez, luego de esto nuestro personaje se retiró de los reflectores; incluso, se llegó a mencionar que buscaría una candidatura ciudadana en el 2016, lo cual finalmente no sucedió.

Fernando es un activo muy importante para López Obrador en Puebla y su mano ya desde ahora se puede ver, lo cual confirma la versión de su presencia dentro del equipo del tabasqueño.

El consorcio y la quemada del año. ¿Qué pensarán ahora los integrantes del consorcio universitario, luego de leer a mi amigo el columnista, Arturo Luna Silva y su Garganta Profunda de ayer?

Los rectores de la UDLAP, Luis Ernesto Dérbez; de la Madero, Job César Romero Reyes; de la Anáhuac, José Mata; de la Ibero, Fernando Fernández Font y de la UPAEP, Emilio José Baños Ardavín, se tiraron al piso y alegaron una persecución política en contra del exalcalde de Puebla, Eduardo Rivera Pérez, e incluso firmaron un desplegado a su favor, demandando claridad en la revisión de las cuentas públicas y que no fueran objeto de chantaje.

¿Seguirán pensando lo mismo después de haber leído a Luna? o ¿Habrán sido beneficiarios de las jugosas asesorías? La duda me carcome.

Tres de Tres por la 10. La visión y generosidad de la familia Hanan, ha hecho posible, lo que nadie había logrado, reunir (y perdone por el vituperio) a tres de los mejores periodistas de Puebla en un programa de análisis político.

A partir del próximo lunes 13 de este mes, usted podrá disfrutar en punto de las 19 horas Tres de Tres, con Mario Alberto Mejía, director de 24 Horas Puebla y autor de la Quintacolumna; Arturo Luna Silva, director del portal de noticias Puebla On line y autor de Garganta Profunda, y su servidor con sus Serpientes.

El programa será semanal con duración de una hora y llevará por supuesto sello que cada uno de nosotros ha impreso en sus respectivos espacios, bajo el lema: “el poder agota…a los que no lo tienen”. Agárrense.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

100 días para dar respuestas

La hiperactividad del nuevo gobernador, Antonio Gali, es real. Su prisa por dar respuesta inmediata a las demandas de los ciudadanos es una constante que suena en los oídos de todos y cada uno de los integrantes de su gabinete.

Y es que el gobernador ayer se reunió con su equipo de trabajo, al cual le reiteró que tienen 100 días cada uno en sus respectivos puestos para dar respuesta y ser evaluados, o de lo contrario, dijo, deberán de dejar sus cargos.

Gali no juega y quienes lo conocen lo saben muy bien. Antes de arrancar su mandato de 22 meses había hablado de que todos los personajes que había elegido para integrar su gabinete iban a contar con tan solo 90 días para ser evaluados y quienes no diera resultados iban a ser dados de baja. Ayer tras la reunión quedaron establecidas metas claras para cada uno de los nuevos funcionarios.

Tony está consciente de que es poco tiempo el que tiene por delante y que los poblanos estaban acostumbrados de un ritmo de trabajo abrumador, tal y como lo desarrollo Rafael Moreno Valle Rosas, su antecesor.

Pero también sabe que el mayor riesgo que corre durante su breve lapso al frente de la administración pública estatal es no cumplir con los compromisos que realizó en campaña y que le permitieron llegar a Casa Puebla.

También sabe que no hacerlo sería la condena política para el grupo en el poder, el cual busca mantenerse tanto en Casa Puebla como en Charlie Hall para el 2018 y mucho de eso dependerá de los resultados que él entregue.

Los que conocen a Gali saben que no es alguien que apueste a perder; por lo tanto, no va a querer que otro grupo político lo suceda, no solo por el tema de equipo, sino también por el personal y todo lo que lleva consigo el ceder el poder a alguien ajeno a los intereses creados por Moreno Valle.

“En Casa Puebla no se descansa ni, días festivos, ni los fines de semana”, les habría sentenciado Antonio a su equipo durante este encuentro, en el cual también llamó a los integrantes del gabinete a estar cercanos a la gente y evitar pugnas internas.

Transparencia y cero corrupción fue otro de los puntos, “no habrá espacio para nadie que no respete el dinero y la voluntad de los poblanos”, habría dicho el gobernador de Puebla a su equipo.

También los urgió a estar en contacto permanente con los presidentes municipales y atender sus solicitudes en la medida de lo posible.

Los llamó a no adelantar proyectos políticos personales y a cerrar filas en torno a su persona, así como a “tropicalizar” su mensaje en todos y cada uno de los encuentros que tengan con la gente y en los diferentes rincones de la entidad.

Casa Puebla fue el lugar en donde se llevó a cabo el encuentro, el cual se llevó a cabo a menos de una semana de haber tomado las riendas de la entidad.

Estuvieron presentes en la reunión el jefe de la oficina del Gobernador, Javier Lozano; los secretarios General de Gobierno, Diódoro Carrasco; de Finanzas y Administración, Raúl Sánchez; de Contraloría, José Villagrana; Desarrollo Rural, Sustentabilidad y Ordenamiento Territorial, Rodrigo Riestra; Desarrollo Social, Gerardo Islas; Infraestructura, Movilidad y Transportes, Martha Vélez y Educación Pública, Patricia Vázquez del Mercado.

También de Competitividad, Trabajo y Desarrollo Económico, Michel Chaín; Cultura y Turismo, Roberto Trauwitz; Salud, Arely Sánchez; Seguridad Pública, Jesús Morales; el fiscal General, Víctor Carrancá; así como el coordinador de Agenda Digital y Comunicaciones, Marcelo García; el director de Puebla Comunicaciones, Ricardo Gutiérrez; el coordinador de Vinculación Interinstitucional y Participación Ciudadana, Fernando Morales y el diputado local Mario Rincón.

Cuentan los que asistieron al encuentro, que a todos les quedó claro que nadie tiene el puesto asegurado y que precisamente tal y como lo dijo Gali, 100 días deberán de marcar la diferencia entre los que se van a quedar y los que se van a ir, porque la única recomendación que va a valer, será la de los resultados y el trabajo en equipo.
El prestigio y la reputación de Tony es la que está de por medio y así lo deben de entender.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

La fuerza de Andrés Manuel

El próximo sábado 18 de febrero sabremos realmente de que esta hecho Andrés Manuel López Obrador y cuáles son los alcances de este personaje y de su partido Morena en Puebla.

Y es que López Obrador encabezará en su calidad de presidente nacional de Morena, un evento en la Angelópolis, ciudad y entidad que al parecer tiene bajo su control desde hace ya casi seis años.

La esposa de López Obrador, Beatriz Gutiérrez Muller, pasa algunas temporadas en Puebla y vive en uno de los más exclusivos fraccionamientos, cercanos a la zona de la vía Atlixcayotl, específicamente en la Puerta del Paraíso. Andrés Manuel suele visitar a su mujer en este lugar cuando se encuentra en Puebla.

Pero de regreso al tema central de la columna, el punto importante será el observar la fuerza y la dimensión que tiene el movimiento del tabasqueño en una entidad clave rumbo al 2018, ya que Puebla constituye uno de los cinco estados que definirán la elección del próximo año, las otras cuatro son: Estado de México, Distrito Federal, Veracruz y Jalisco.

La fuerza de López Obrador en Puebla ha sido real desde el año de 2012, cuando por cuatro mil votos se impuso al entonces candidato del PRI, Enrique Peña Nieto, obteniendo más de 900 mil votos, aunque misteriosamente, no ganó ninguna diputación federal, gracias al acuerdo entre el gobernador panista, Rafael Moreno Valle y el mexiquense.

Actualmente, de acuerdo a la más reciente medición del grupo Reforma, Morena puntea las encuestas rumbo al 2018 con el 29 por ciento de las preferencias, mandando al segundo lugar al PAN como marca con el 24 por ciento y el PRI al tercero.

De hecho se piensa que mucha de la actual estructura del tricolor en Puebla, está a la espera de que sea el momento adecuado para comenzar a trabajar a favor del tabasqueño y no se trata de cuadros de primer nivel, sino de las auténticas bases, líderes sociales en todo el estado que ya trabajan a favor del tabasqueño.

Se espera que la lucha por la hegemonía en el estado en el 2018 se dé entre los seguidores de Andrés Manuel y el morenovallismo, no solo a nivel federal, sino también a nivel estatal, de ahí la importancia del evento del próximo sábado 18 como un previo a lo que se viene el próximo año.

Un ejemplo claro de esto es que se espera que la lucha para el 2018 por Casa Puebla la protagonice el candidato del morenovallismo en contra del candidato de Morena, el cual puede ser un personaje de este mismo partido (José Juan Espinosa o Rodrigo Abdala) o un candidato de la ciudadanía o bien un priista que decida de última hora sumar su fuerza y su estructura a favor del tabasqueño, luego de quedar marginado dentro de su partido (Doger o Zavala).

Morena es pues, como lo dije ya desde hace tiempo, un factor muy importante en Puebla para el 2018.

Si con un personaje “gris” como lo fue Abraham Quiroz logró convertirse en la tercera fuerza electoral de Puebla, superando a otras fuerzas políticas como el PRD, ¿Qué no hará Morena en el 2018, con López Obrador en la boleta y un candidato fuerte y competitivo?
La moneda supuestamente está en el aire y el próximo sábado veremos realmente el poder de concentración de López Obrador, el hombre que es visto cómo el favorito para Los Pinos en el 2018.

La concentración que logre aglutinar el tabasqueño, también será un termómetro para que las nuevas autoridades, tanto el alcalde Back, como el gobernador Gali, comiencen a medir el tamaño a lo cual se van a enfrentar el próximo año y con una atenuante más a la que deberán de enfrentar, Rafael Moreno Valle ya no estará en los mandos, aunque tal vez y solo tal vez si gana en la interna del PAN, si estará en la boleta.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

Inseguridad, la prioridad de la agenda

En la agenda del gobernador Tony Gali una de sus prioridades es la seguridad; regresar la tranquilidad a las familias, un compromiso y así lo hizo saber en su toma de protesta ante miles de poblanos.

Sin embargo, Puebla no se ajena a la realidad por la que atraviesa el país; muestra de ello es la inseguridad. Un auténtico dolor de cabeza para las autoridades; y no es para menos, en los últimos años se incrementó la ordeña a ductos de Pemex en el llamado Triángulo Rojo, esto trajo consigo una serie de incidentes como levantones, balaceras, incendios por tomas clandestinas, por citar algunos.

No por nada Gali puso en marcha ayer un equipo especial de élite para combatir el crimen organizado, un reclamo de Puebla, por la situación que se vive en la franja con Veracruz y que se convirtió en un auténtico foco rojo.

Ayer fue una jornada de horror, la cual comenzó en Esperanza, Puebla, y concluyó en Nogales, Veracruz.

Ocho presuntos elementos de la Policía Federal fueron encontrados muertos en el vecino estado; quienes fueron levantados la madrugada de este jueves por un comando armado en el Hotel Karina, ubicado en el primer cuadro del municipio de Esperanza, donde se encontraban hospedados desde hace una semana. Posteriormente, en el transcurso de la tarde un macabro hallazgo se dio en Nogales; ahí fueron encontrados los cadáveres de estas personas, todos con signos de tortura.

Posteriormente, en el transcurso de la tarde nos enteramos del asesinato del regidor de Obras de Quimixtán por un grupo armado, quienes dejaron un “mensaje” a los pobladores de la región.

La tarea no es nada fácil; no obstante, la administración de Tony Gali puso manos a la obra para combatir este problema. Precisamente, la mañana de este jueves el nuevo inquilino de Casa Puebla se comprometió a cerrarle el paso a la delincuencia.

La primera acción para cumplir con esa promesa fue la puesta en marcha del patrullaje aéreo y terrestre en la capital y zona metropolitana, sin descuidar los puntos conflictivos en el interior del estado; además, para enfrentar y desarticular a los grupos delincuenciales se cuenta, a partir de este día, con un grupo de élite, el cual ya trabaja

Incluso, el gobernador Gali lo dijo ayer en los micrófonos de la Ke Buena, “las primeras acciones de mi gobierno son en torno al tema de la seguridad, trabajaremos en la prevención. Le vamos a cerrar el paso a la delincuencia”.

Además, durante la conversación con el auditorio de Efekto 10, Antonio Gali dejó en claro que actuará con firmeza y no dudará en aplicar el uso legítimo de la fuerza cuando la delincuencia pretenda “socavar la integridad y valores de nuestras familias”.

El flamante mandatario tiene claro cuáles y en dónde están los focos rojos, cierto, el tiempo es corto, pero comenzó con acciones concretas, las cuales rendirán frutos pronto.

La seguridad es un prioridad del gobierno de Gali y de que se cumplirá su palabra se cumplirá.

Los 22 meses de Gali

La unción del nuevo gobernador no fue un asunto menor, alrededor de 19 mandatarios acudieron para arropar a quién por 22 meses será el inquilino principal de Casa Puebla.

La desorganización que reinó en el evento fue acallada cuando Gali, con su calidez característica, se apoderó del escenario y empezó a dirigir su mensaje, enumerando los logros alcanzados por la administración de su antecesor Rafael Moreno Valle, quien fue la figura central del evento.

Y es que la sombra de Moreno Valle una y otra vez acompañó a Gali, quien en todo momento se mostró respetuoso de su antecesor e incluso hasta una leve sonrisa se dibujó en sus labios, cuando desde “gayola”, algunos de los asistentes gritó: “¡Moreno Valle para presidente!”, ante un Ricardo Anaya, que aguantó impasible.

Una multitud abarrotó el Auditorio Metropolitano, el cual simplemente no se dio abasto para poder albergar a las miles de personas que se dieron cita para ver el arribo del nuevo mandatario. Ese ciclo que inevitablemente se cumple cada seis años, aunque en esta ocasión solo serán por 22 meses.

El ritual no estuvo exento por supuesto de algunos estereotipos políticos arcaicos, pero que forman parte del ritual de ascensión al poder del nuevo Tlatoani. El besamanos.

Gali en su mensaje también dio las gracias dos veces a Martha Erika Alonso de Moreno Valle, su amiga, su aliada y quién se dice podría ser la próxima en la lista de la sucesión.

Una de las primeras medidas implementadas por Antonio Gali, tras tomar las riendas del estado fue la de ordenar la reducción del 10 por ciento de su salario y de los funcionarios de primer nivel como una política de austeridad.

“Trabajaré en un plan de austeridad y estricta racionalidad en el uso de recursos públicos. Como primera medida he girado instrucciones para que a todos funcionarios de primer nivel les reduzcan 10 por ciento de su sueldo incluyendo a un servidor”, apuntó.

El momento más emotivo de su discurso, transcurrió cuando abordó el tema de la crisis en la relación entre México y los Estados Unidos, lo que hizo que el público su pusiera de pie y lo ovacionara entre carretadas de aplausos.

“Nunca he militado en ningún partido político, pero ante el momento que vive mi país y la relación con los Estados Unidos, es momento de que todos cerremos filas en torno al personaje que nos representa, al cual debemos de darle todo nuestro apoyo”, dijo el nuevo gobernador de Puebla.

Cuatro aspectos fundamentales delineó Gali para los próximos 22 meses de administración. Desde él no me temblará la mano para defender la seguridad de los poblanos, pasando por el tema de la salud y educación como ejes prioritarios de su administración, hasta la infraestructura en donde la obra estará encaminada a mejorar las condiciones del interior del estado.

Un aspecto por demás interesante y a destacar fue el compromiso de Antonio Gali, de estar cercano a la gente y ser respetuoso de los derechos humanos, algo que sin duda, levantó una carretada de aplausos para el nuevo gobernador de Puebla.

Los 22 meses de Gali prometen y serán intensos, de eso ya a nadie le queda la menor duda, los hechos hablan por sí mismos. De esta forma arrancó la nueva administración.

El otoño del patriarca. Al exgobernador Rafael Moreno Valle en ningún momento se le vio incómodo o molesto, todo lo contrario se dejó ver firme y seguro del futuro que le espera por delante a los 48 años de edad.

Moreno Valle fue discreto, llegó solo a bordo de su camioneta al Auditorio Metropolitano, eran más o menos las 11:50 de la mañana, el ahora exgobernador descendió de su Suburban y saludó a Diego Fernández de Cevallos, al jefe de la oficina del nuevo gobernador, Javier Lozano Alarcón y a algunas otras personas.

Todo el tiempo estuvo relajado sabedor que sus acuerdos y compromisos están en buenas manos y que no habrá sobresaltos, ese es el peso del hombre que logró romper con la máxima de que gobernador, no pone gobernador.


Fotos: Es Imagen / Ángel Flores

laserpientesyescaleras@hotmail.com

Tony Gali

Este día José Antonio Gali Fayad tomará posesión como gobernador del estado de Puebla para un periodo de 22 meses al frente de la administración pública.

¿Qué puedo decir de Gali, que no se haya dicho ya? Si una palabra se puede utilizar para definir al gobernador de Puebla, es generosidad.

Si algo caracteriza a Tony y a sus hijos es precisamente su don de gente, la cual no es falsa o de pose, Gali sabe ser amigo, como también sabe perfectamente darle a cada quien lo que se merece.

Conocí a Tony hace más de 24 años, por ahí del año de 1993 cuando se incorporó al gobierno del entonces gobernador Manuel Bartlett Díaz, quien lo nombró director del Instituto para la Asistencia Pública, el IAPEP. Ese fue mi primer contacto con el hoy gobernador.

Más tarde nos volvimos a encontrar cuando fue nombrado subsecretario de la SCT en la misma administración de Bartlett, ahí hacía pareja con el “cuñadito”, David Villa Issa, ambos a las órdenes de Sergio Martínez Taboada.

El final de esa administración llegó y Gali se la jugó, como casi todos los bartlistas, con el entonces secretario de Finanzas, José Luis Flores Hernández, quien fue derrotado en la interna tricolor por Melquiades Morales Flores.

Tiempos difíciles vinieron para Gali, quien tuvo que ser cobijado por el que hoy será su secretario de Finanzas, Raúl Sánchez Kobashi, fue la primera vez que Tony ocupaba la delegación del SAT, en donde pasado el tiempo, ayudó al gobernador de Puebla, su antiguo adversario, Melquiades a solventar una antiguo adeudo con el SAT a través de su jefe Sánchez Kobashi. La administración de Morales logró ahorros en ese tiempo por la intervención del funcionario federal por 40 millones de pesos. Por cierto, ahí tuvo sus primeros contactos con Moreno Valle, en ese entonces secretario de Finanzas.

El tiempo volvió a pasar, Tony conocía a Mario Marín desde los tiempos de Bartlett y volvió a apostar por quien fuera su compañero dentro de aquella administración.

Tras el triunfo de Marín muchos daban por hecho que Gali estaría dentro de la administración estatal, algunos lo daban ya como el titular de la SCT, pero el destino de nueva cuenta se volvió a cruzar en su camino.

Las grillas al interior del equipo marinista lo hicieron a un lado y no solo eso, lo hicieron un personaje indeseable a los ojos del entonces gobernador de Puebla.

Vinieron los años de vino y rosas, del Clauser, de I’l Canto, del Pepes, de todos es conocida la afición de Tony y Edy Gali por el canto.

Ese mismo destino que lo alejó del marinismo lo llevo a encontrarse con Rafael Moreno Valle los últimos días del mes de diciembre del 2005 en un exclusivo desarrollo inmobiliario en Acapulco, en donde coincidieron con sus respectivas parejas.

En ese encuentro, Moreno Valle lo invitó a sumarse a su movimiento, el entonces líder del Congreso local, tenía ya la certeza de que Mario Marín no iba a cumplir con el acuerdo de hacerlo candidato al Senado de la República. Una cena en el paradisiaco Pacífico, selló el pacto.

El escándalo del Lydiagate estalló el 14 de febrero del 2006 y cambio para siempre la historia de Puebla, Moreno Valle renunció al PRI y con el apoyo de la maestra Elba Esther Gordillo incursionó en el Partido Acción Nacional, en donde encabezó la fórmula al Senado de la República.

Gali siguió a Moreno Valle en su camino y organizó en plena campaña del 2006 una cena en sus entonces casa de Estrellas del Sur, para el entonces candidato a la Presidencia de la República, Felipe Calderón y para su amigo Rafa, misma que marcó sus destino.

Gali fue designado, tras el triunfo de Calderón, delegado de la Condusef y luego del SAT a nivel regional, lo que consolidó sus lazos con Moreno Valle, quien en el 2010 se convirtió en candidato del PAN a la gubernatura y en el primer hombre en sacar el PRI de Casa Puebla.

Gali volvió a dar muestras de total lealtad al proyecto morenovallista, arriesgando a su propio hijo, Tony Gali López, quien fue como candidato a diputado local por el entonces distrito 3 con cabecera en la ciudad de Puebla.

El resto ya es historia, Gali fue nombrado secretario de Infraestructura, luego candidato a la presidencia municipal de Puebla, en donde despachó al exrector de la UAP Enrique Agüera y luego candidato a la gubernatura derrotando a Blanca Alcalá Ruiz.

Este día arranca la etapa de Gali gobernador, la cual será a partir de hoy juzgado por la historia.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

¿Cortina de humo?

Hay que reconocer que ciertamente Donald Trump resulta una amenaza real para nuestro país, debido a que basó precisamente una buena parte de su campaña en el tema de la recuperación económica de Estados Unidos y por supuesto su política anti migratoria y racista en contra de la minorías, principalmente la mexicana.

Pero también lo real, es que el tema del muro en la frontera con México y la política antimexicana, ha rendido dividendos para la alicaída presidencia de Peña Nieto, quien ha logrado distraer a la opinión pública de los gasolinazos, pero también de detener la caída libre de su popularidad.

Los ataques de Trump en contra de nuestro país se incrementaron en el momento en el que el presidente Peña tocaba fondo en las encuestas, luego del gasolinazo aplicado a inicios de año, sus números lo decían todo, solo el 12 por ciento de los mexicanos aprobaba su administración, lo cual resultaba dramático.

Para fortuna de Peña, Trump juró como presidente de los Estados Unidos el día 20 de este mes y desde el primer momento comenzaron los ataques hacia México, lo cual despertó en muchos mexicanos el sentimiento nacional, alentado por las televisoras; incluso, artistas e intelectuales que enviaban mensajes de solidaridad a través de las redes sociales.

Creo que a todos nos queda claro que Trump es un peligro real, no solo para México, sino para el mundo, pero también, es justo decir, que el asunto no le podía haber caído en mejor momento al presidente Peña, para distraer a la opinión pública y también recuperar algo del prestigio perdido.

Partidos políticos, iniciativa privada, iglesias y hasta parte de la sociedad civil ha llamado a la solidaridad y la unidad en torno al presidente Peña, quien sí sabe aprovechar el entorno, podría salir más que beneficiado del asunto.

Ya el siempre bien informado quintacolumnista Mario Alberto Mejía ha advertido sobre un posible acuerdo secreto entre Peña y el presidente norteamericano Donald Trump, para que ambos personajes salgan ganando.

Todo, al parecer, tiene lógica, Peña ya logró distraer a la opinión pública y la inconformidad popular, que pedía su salida de Los Pinos, ya impuso a su primo como candidato al gobierno del Estado de México, Alfredo del Mazo Maza, y se apresta para aplicarnos el segundo gasolinazo del año en el mes de febrero. La caja china en su máxima expresión.

El problema es que si es cierta la hipótesis de Mejía, de que todo esto es un montaje, como así parece ser, será insuficiente el maquillaje aplicado a su administración, para poder mitigar el efecto del segundo gasolinazo y como para ganar el Estado de México, lo cual significaría que el PRI podría contender por la presidencia de la República en el 2018.

El escenario luce complicado para el mexiquense, porque por más que los ataques de Trump en contra de México, han logrado distraer a la opinión pública, difícilmente lo podrán hacer ahora que se acerca con la misma insensibilidad que en enero el segundo gasolinazo.

Nada puede el nacionalismo contra el daño que se causa en contra de los bolsillos de los mexicanos, eso nada, ni nadie lo puede detener.

La única forma en que las cosas se pudieran componer para Peña y priistas que lo acompañan, es que diera marcha atrás en su segundo gasolinazo y mantuviera una postura firme de abierto rechazo a la política xenofóbica aplicada por el presidente norteamericano. Cosa que al parecer ya entendió el presidente, al enviar a José Antonio Meade a decir que tal vez ya no se lleve a cabo.

De otra forma por más que se hagan llamados a la unidad nacional y por más que Trump represente una amenaza para la soberanía nacional, poco podrá ganar Peña con este “montaje”. Son otras fuerzas políticas y la organización ciudadana, quienes realmente sacan y pueden sacar más provecho de esta situación.

Morena y López Obrador son lo que mejor capitalizan el tema y es que “el Peje” es el único que ha mostrado el carácter y el liderazgo para encarar el tema de los gasolinazos y la amenaza llamada Donald Trump.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

De espía a tesorero

La vida no cabe duda da muchas vueltas y tal parece que así ha sido con el nuevo tesorero municipal, Héctor Javier Arrona Urrea, quien pasó de ser un espía y encargado de los servicios de inteligencia, al hombre que se encargue de manejar los recursos de la comuna.

¿Cómo se dio este ascenso? ¿Cómo pasó Arrona de ser el encargado del espionaje a nivel gubernamental a ser ahora el encargado del dinero de la comuna?

A inicios de la presente administración estatal, el ingeniero en computación, egresado por la UNAM, Héctor Javier Arrona, era el encargado del Centro de Análisis y Prospectiva (CAP), es decir, al organismo encargado de espiar a los amigos y enemigos del régimen, se sabe que este personaje reportaba directamente al “oscuro” Joaquín Arenal Romero, exdirector del Cisen.

Héctor Javier es un experto en sistemas computacionales al cual en el 2007 se le ubica al interior de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, en donde ocupaba la dirección general de Informática y Telecomunicaciones de dicha dependencia.

Arrona estuvo bajo las ordenes de Fernando Manzanilla Prieto y de Luis Maldonado Vengas, mientras ambos personajes estuvieron al mando de la Secretaría General de Gobierno, pero a la salida de este último se quedó sin trabajo. Fue entonces cuando fue rescatado por el entonces secretario de Infraestructura y Transportes, Luis Banck Serrato, quien lo integró a su primer círculo.

Desde entonces, Héctor Javier despareció del mapa, aunque existía la sospecha fundada de que seguía espiando y elaborando fichas de los personajes incómodos.

Arrona siguió a Banck cuando este fue promovido a la presidencia municipal de Puebla, ahí fue ubicado bajo las órdenes de José Luis Soberanes, un hombre de sobrada inteligencia y amplía experiencia, muy apreciado por el alcalde capitalino, quien lo conoce desde los tiempos en que Soberanes era parte del equipo y hombre cercano al entonces candidato del PRI, el mal logrado Luis Donaldo Colosio Murrieta.

Arrona ocupó hasta hace poco una dirección dentro del Instituto Municipal de Planeación (Implan), insisto, a cargo del ilustre Soberanes y ahora ha sido promovido como tesorero.

El nuevo tesorero municipal fue denunciado por el PRI en la pasada campaña electoral a Casa Puebla, como uno de los operadores de la campaña negra y cibernética en contra de la entonces candidata Blanca Alcalá.

Las computadoras y equipo del tricolor estaban completamente intervenidas a través de diversos virus difundidos por medio de correos electrónicos.

Al nuevo tesorero se le vincula también con la adquisición del equipo de espionaje y productos de la empresa Hacking Team, célebre por utilizar malware, un software malicioso que se introduce en las computadoras y dispositivos móviles para espiar correos electrónicos, mensajes, comunicaciones y contactos.

¿Se habrá corregido ya Arreola? ¿Manejará solo el dinero de la comuna o seguirá espiando a los enemigos del régimen? ¿Ya habrá hackeado mi cuenta? Conste que son preguntas.

Paty Leal y el adiós. Muy merecidamente la diputada con licencia, Patricia Leal Islas, se incorporará en los próximos días a la Cámara Alta del Congreso de la Unión.

Leal es una mujer de trabajo y que todo lo que tiene se lo ha ganado a base de esfuerzo. En esta nueva etapa llega a ocupar el escaño que deja libre el ya senador con licencia, Javier Lozano Alarcón, quien regresa a Puebla para formar parte del equipo del nuevo gobernador, Antonio Gali.

Paty deja un legado como diputada local e integrante de la LIX legislatura local, en la cual presentó 40 iniciativas de las cuales 32 fueron aprobadas y 8 se encuentran en trámite, además de 7 puntos de acuerdo.

Entre las iniciativas de Leal que fueron aprobadas se encuentran: ley de gobernanza regulatoria, la ley de gobierno digital, la nueva ley de los derechos de las niñas, niños y adolescentes, la nueva ley del notariado y la ley de transparencia, entre otras.

Leal también fue presidenta de la mesa directiva del periodo del 15 de enero al 31 de julio del 2015.

Por si fuera poco, fue de las pocas que regreso y estuvo en contacto permanente con su distrito, el 10 fue ella.

Paty inicia una nueva etapa en su vida, la cual implica desarraigarse un poco de Puebla, pero pueden estar seguros de que estará de regreso, eso es un hecho.