¡Escúchanos por internet!

El Peje en el inconsciente nacional

Como en un arca de Noé, donde la fauna empieza a ser diversa, son muchos los que siguen buscando su boleto para subirse al barco de AMLO y empezar a ver la tormenta desde la cubierta.

Se antoja verdaderamente interesante ver cómo conciliar tantas personalidades e intereses disímbolos, donde seguramente en determinado momento, tendrán que ponerse en la mesa de las discusiones, las claras intenciones de cada uno de los que hoy se han subido a este barco, abanderando un nuevo proyecto de nación.
La corrupción claro que pide su boleto y exige colarse a como dé lugar.

Es verdad que faltan varios meses para iniciar campañas; sin embargo, quien tiene la sartén por el mango es un Andrés Manuel que poco a poco sigue modificando mensajes, comportamientos e imagen. Digamos que está respondiendo a lo que la gente quiere ver y oír.

Es tanto el hartazgo que hoy se vive en el país, que el Peje ha sido uno de los grandes beneficiados con la debacle en la que se haya el gobierno de Enrique Peña Nieto.

Con cautela, mesura, pero a paso firme, AMLO sigue avanzando por la libre, dando paso a la suma de más apoyos y simpatías que empezaron a hacer público su respaldo.

Mientras en el resto de los partidos políticos se sigue viviendo la venganza de las internas que apenas empiezan a encender el fogón, en el partido de Andrés Manuel todo es una práctica de tejido fino para poder incorporar a todos aquellos hombres que pueden ser puntales para la suma de más grupos y sectores.

Hasta hace unos años, el marketíng que golpeó fuerte al Peje con la frase: Es un peligro para México permeaba y se mantenía en la mente de muchos electores.

Hoy la frase se esfumó y el mejor marketing para AMLO lo empiezan a hacer todos aquellos personajes que desde diferentes segmentos están haciendo público el respaldo para este proyecto político.

Sería muy aventurado pensar en una elección presidencial “cantada”. Las circunstancias que hoy enfrenta México, nos llevan sin lugar a dudas, a pensar en todo lo que está por venir.

Las campañas de los viejos tiempos con fotos, carteles y discursos desgastados s mejor guardarlos en el cajón de los recuerdos.

Las campañas que vienen tendrán que ser muy segmentadas y con un elevado contacto con los electores, pero no de manera masiva sino tête à tête con la gente.
Las estrategias no serán sencillas. Es más, el discurso del Peje no tiene gran contenido, sin embargo lo que hoy le funciona, es su propia marca personal como sinónimo de cambio, de ruptura de los mexicanos con los partidos que han desfilado por Los Pinos dejando un halo de corrupción y resquebrajamiento en la nación.

Los siguientes meses son claves. Mientras AMLO siga sólo en esta ruta de “pre” de la “pre” campaña, el resto de los partidos políticos que aún no definen candidatos, estarán haciéndole “el caldo gordo” a Morena, provocando que esta marca y su líder, sigan fortaleciendo su posicionamiento en el inconsciente de los electores.

Facebook: Mediatikos Consulting
Twitter: @rubysoriano
Mail: mediatikosconsulting@gmail.com
www.mediatikos.wordpress.com

marzo 12, 2017 - 8:25 pm
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someone

Por: Ruby Soriano

Columnistas