¡Escúchanos por internet!

El que se cansa pierde…

Con esta frase inicio su carta al pueblo Venezolano el líder opositor Leopoldo López luego de ser condenado a casi catorce años de prisión por estar en contra del nefasto dictador Nicolás Maduro, heredero de la tiranía que gobierna y ha llevado a la ruina a Venezuela.
Leopoldo López es un político Venezolano que fue alcalde de Chacao, del 2000 al 2008, en su primer periodo gano con el 53% de los votos, para el segundo periodo alcanzo el 81% de los sufragios, impresionante porcentaje de aceptación de sus gobernados, aun con el desgaste que el propio ejercicio del poder implica. Lógicamente esta aceptación prendió los focos rojos de los dictadores en Venezuela y comenzaron una cacería en su contra. Lo inhabilitaron por supuestas anomalías detectadas por la contraloría, la corte internacional de derechos humanos fallo a favor de López, pero como pasa en todos los regímenes dictatoriales no acataron el fallo. Posteriormente fue acusado por organizar manifestaciones en contra de Maduro, el gobierno Venezolano esperaba que Leopoldo huyera del país, pero en un acto de patriotismo y valentía no solo no salió del país sino que se entregó a la guardia nacional.
El pasado viernes una juez al servicio del dictador demente lo condeno a trece años nueve meses de prisión por una serie de cargos fantasmas creados para callar las voces opositoras, López envió al pueblo Venezolano una carta a través de su valiente esposa, en la que transmite una fortaleza de espíritu encomiable. A Leopoldo, no solo no se le ve vencido, por el contrario, transmite renovada actitud de lucha para enfrentar a una elite corrupta que controla su país, elite que lo ha deteriorado gravemente en lo político, en lo económico y en lo social.
El que se cansa pierde, y yo nunca me voy a cansar de luchar por Venezuela, dice este libertador del siglo XXI que ha sacrificado su libertad y la paz de su familia, en una lucha por acabar con este régimen de ineptos en ese gran país.
Aun con las facilidades de comunicación y las redes sociales con las que contamos, parece como si la lucha de los opositores en Venezuela no llegara a los oídos de las democracias mundiales, los veo muy solos en esta lucha por la libertad, los dejamos solos y eso es de terribles consecuencias.
Ojala y la lucha de Leopoldo López coseche frutos de democracia en su país, por el bien de Venezuela y de toda América Latina. Los dictadores como Maduro no deben de existir.
Así es como yo lo veo……..

Mario Henaine B.
mahebo@outlook.com
Twitter @MarioHeBo

septiembre 13, 2015 - 12:06 pm
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someone

Por: Mario Henaine

Columnistas