¡Escúchanos por internet!

Mario Marín busca llenar los vacíos

Un hombre que sin lugar a dudas busca influir y ser factor de poder en la próxima elección para elegir al nuevo gobernador de Puebla es el exmandatario, Mario Marín Torres.

Libre del yugo morenovallista, el cual lo mantenía sometido y hasta en el anonimato, el exgobernador, ahora sí, se ha dado a la tarea de comenzar a reconstruir su red con personajes que lo mismo colaboran con Morena que con el PRI.

Desde el pasado proceso, Marín, quien inicialmente había apoyado e impulsado la candidatura de Enrique Doger a la gubernatura por el PRI a través de personajes como Adolfo Karam y el ya fallecido, Jorge Morgado, dio un viraje cuando vio la cercanía del exrector con el morenovallismo y optó por apoyar al entonces candidato de Morena a la gubernatura, Luis Miguel Barbosa.

Para nadie es un secreto que una buena parte de su estructura operó a favor del hoy senador Alejandro Armenta Mier, personaje consentido del exmandatario y a quien considera su heredero político, tras la ruptura con quien fuera su pupilo favorito, Javier López Zavala, a quien traicionó en el 2010, entregándolo a los huestes morenovallistas.

Marín fue junto con Barbosa uno de los grandes derrotados luego del fallo del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, el cual ratificó el triunfo obtenido por Martha Erika Alonso, pero la fatalidad operó a favor del hijo consentido de Nativitas, Cuautempan, junta auxiliar de Coyotepec, quien ahora es libre tras la muerte de la gobernadora y de su esposo, Rafael Moreno Valle.

Esa libertad la ha abierto un abanico de oportunidades al exgobernador, quien lo mismo sigue su pacto con Barbosa y mantiene buenas relaciones, que también tiene otra carta con Armenta y por si fuera poco, tampoco es ajeno a los movimientos de José Juan Espinosa y su esposa la senadora, Nancy de la Sierra, de quienes fue padrino de bodas.

Pero las cosas no se quedan ahí, Marín también lleva mano en el PRI, en donde los grupos se encuentran confrontados, Jorge Estefan quiere retomar el control del PRI y choca con Enrique Doger, quien a través de Javier Casique mantiene la dirigencia estatal en sus manos.

Sabedor de la enorme división que existe al interior del tricolor, Marín, a través de su compadre Valentín Meneses, apoya el que Alberto Jiménez Merino se convierta en el candidato del PRI a la gubernatura, con lo cual, el exmandatario tiene otra vela encendida.

De hecho, ha trascendido que existe un acuerdo entre el marinismo y la gente de Alejandro Armenta, para que si el candidato de Morena a la gubernatura es el senador, todos se sumen a la campaña del ahora seguidor de López Obrador.

En caso contrario, si Armenta no es el candidato, su estructura se sumará para apoyar al candidato de Marín, en este caso Jiménez Merino y al PRI, eso al menos es lo que dicen las malas lenguas.

Tal vez por esta razón es que ahora se busca revivir el caso Lydia Cacho en contra del exgobernador Marín, como una forma de presión en contra del exmandatario.

Y es que resulta sumamente sospechoso, que tras los movimientos de Marín y su lucha por volverse un factor de poder real en Puebla, ante los vacíos creados por la muerte de Moreno Valle y Martha Erika, ahora se reviva un tema, el cual ya se encontraba en el olvido.

Además, resulta irónico que quien inclinó la balanza a favor de Marín en la célebre sesión celebrada, el ya lejano 30 de noviembre del 2007, en la cual la Suprema Cortes de Justicia de la Nacional, determinó que el entonces gobernador de Puebla, Mario Marín Torres, no había incurrido en violaciones graves en contra de los derechos humanos de la periodista, fue la entonces ministra y hoy secretaria de Gobernación federal, Olga Sánchez Cordero.

Veremos cuál va a ser ahora la reacción de Marín y su grupo ante esta inminente amenaza por parte del gobierno federal; el cual, queda claro quiere tener a Puebla en su posesión a costa de lo que sea y valiéndose de lo que sea.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

Foto: Es Imagen

enero 10, 2019 - 10:10 pm
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someone

Por: Ricardo Morales

Columnistas, Noticias Destacadas