¡Escúchanos por internet!

Mientras todos aplauden, la economía se hunde

Mientras para muchos la visita del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, es vista como todo un éxito, la economía mexicana se hunde de manera irremediable, en medio de la pandemia provocada por el coronavirus y los desaciertos de la administración federal.

En medio de la algarabía general, el indicador mensual de la inversión fija bruta se cayó de manera estrepitosa, la caída más abrupta desde 1993 cuando se comenzó a medir este indicador en nuestro país, esto significa que hoy inversión en México.

Desde enero del 2019, el indicador venía a la baja de manera paulatina, pero de forma consistente, producto de las señales negativas que está administración envía a la inversión privada, pero a partir de enero y luego febrero, el desplome fue dramático y gran parte de esto tiene que ver con la llegada de la pandemia a nuestro país.

Si esto fuera poco, el indicador mensual del consumo privado en el mercado mexicano se cayó también de manera abrupta a partir de enero de este año, la caída fue de 30 puntos al pasar de 115 a tan solo a 85, simple y sencillamente devastador.

Otra cifra que da miedo, la caída de los asegurados asociados a un empleo IMSS, el cual paso de 20 millones 800 mil a tan solo 19 millones 400 mil, lo que quiere decir que durante la pandemia se han perdido alrededor de un millón 400 mil empleos, y lo que aún falta, pero sigamos aplaudiendo como “focas”.

Pero aún hay más la variación en el indicador de la inversión fija bruta también se fue por los suelos e incluso se convirtió en un indicador negativo, al pasar de 10 por ciento a menos 40 por ciento, una caída de 50 puntos, lo cual es mortal, ya que refleja que no hay confianza en el país.

Ahí va otra “buena noticia”, el indicador mensual del consumo privado en el mercado interior mexicano, se cayó en un 25 por ciento, a partir de marzo del 2020, lo cual desde mi punto de vista es de lo más alarmante y contundente, ya que significa que el poder adquisitivo de los mexicanos se han reducido de manera dramática, usted hoy compra 25 por ciento menos de como lo hacía a inicios de este año y ya no hablemos del año pasado.

La economía mexicana está peor que nunca, en medio de una pandemia que no ha sido “domada”, ni muchos menos controlada, con más de 7 mil casos registrados el pasado miércoles y con ya más de 32 mil muertes, el quinto lugar hasta el momento en el mundo.

México necesita en este momento la generación de 34 millones de empleos, mismos que se ve imposible que pueda generar el modelo económico asistencialista que impulsa el presidente López Obrador.

De verdad da tristeza la manera en que se conduce el país, ante una de las crisis económicas más agudas y más profundas que existen en el mundo y en donde México se aferra únicamente al “clavo ardiente” que representa el T-MEC y el posible triunfo de Trump, quien busca la reelección.

Tratado comercial, cuyos frutos, si es que sabemos aprovecharlo, comenzarán a verse en unos dos o tres año y eso reiteró si se saben aprovechar.

Esta es una auténtica tragedia en todas sus dimensiones y al parecer nadie se da cuenta, mientras el “pueblo bueno” y las cadenas de televisión abierta, festejan la visita del presidente López, únicamente cargada de halagos mutuos entre él y su homólogo norteamericano, quien utilizó al mexicano para levantar su alicaída campaña.

No es casualidad que hoy lluevan los halagos por parte de las cadenas de televisión abierta, son fruto de los jugosos convenios de comunicación de los cuales gozan, como en los antiguos regímenes del PRI y el PAN, así como también de que sus respectivos directivos y presidentes, formaron parte de la comitiva presidencial, Bernardo Gómez (Vicepresidente de Televisa), Ricardo Salinas Pliego (presidente de TV Azteca) y Olegario Vázquez (Presidente de Grupo Imagen), cada uno con 360 millones de pesos, 346 millones y 118 millones de pesos, respectivamente por parte del gobierno federal, según documento el semanario Proceso.

Yo me quedó más con la interpretación, de que la vista del presidente López a Washington, fue una “caja china”, para distraer al “pueblo bueno” de todos los graves problemas que azotan a México.

laserpientesyescaleras@hotmail.com

Foto: Presidencia MX

julio 9, 2020 - 9:25 pm

Por: Ricardo Morales

Columnistas, Noticias Destacadas