¡Escúchanos por internet!

Por la Educación de México

Hace unos años salía a la luz un estudio que mostraba el desempeño de dos economías similares, a saber, México y Corea del Sur.

El resultado principal de esta investigación señalaba que si bien, ambos países habían iniciado en la década de los 70´s con niveles de ingreso, educación y políticas públicas muy parecidas, la nación asiática hizo una modificación que cambio su destino: apostó por una transformación educativa para formar capital humano de alta calidad.

Después de 40 años los resultados son claros, Cora del Sur es una potencia mundial en el sector más rentable de la economía global: la alta tecnología. Nuestro país, por su parte, apenas está girando su actividad económica para dejar al sector petrolero como motor del desarrollo.

Quizá estamos empezando tarde este cambio, pero como menciona la sabiduría popular, más vale tarde que nunca.

Y lo importante es que estamos avanzando muy bien para lograr el cambio que nuestro país requiere, el primer paso se dio con la aprobación de la Reforma Educativa, ya que eso nos permitirá formar capital humano de calidad para insertarnos en las actividades de alta productividad en esta era global.

Lejos de lo que muchos piensan esta reforma no está agotada, estamos viviendo en el país un proceso genuinamente de transformación profunda en lo que tiene que ver con la educación de calidad que queremos que reciban las nuevas generaciones.

Hoy estamos transformando la educación para darle a los niños y jóvenes del país las herramientas, los conocimientos y sobre todo, enseñarles a aprender y actualizarse permanentemente en todo lo que deban saber para poder tener una vida de éxito, un espacio de oportunidad en el mundo que está cambiando de forma muy acelerada.

El Nuevo Modelo Educativo, entre otras muchas, tiene la virtud de que se pone a la altura de la sociedad del conocimiento, y ofrece respuestas a la enorme velocidad con el que la información de hoy se vuelve obsoleta en un futuro cada vez más cercano.

Así, más que por proveer nuevos contenidos educativos, éste se caracteriza por dar un vuelco de 180 grados hacia la competencia más valiosa: aprender a aprender.

Las maestras y los maestros poco a poco han venido haciendo suyo este nuevo modelo, fue un gran reto que ellos asumieron, lo hicieron suyo y sabían que era para bien de sus educandos y para bien de ellos mismos en su desempeño profesional.

Este nuevo paradigma educativo ha venido acompañado no solo de cambios en lo profesional sino que ha iniciado una nueva época para la infraestructura educativa del país que, siempre había estado en segundo plano.

Estamos en la ruta para llegar a 33 mil escuelas reconstruidas, remodeladas y con toda la infraestructura necesaria para que las niñas y los niños se sientan contentos, disfruten de estar en la escuela; estas 33 mil escuelas son el 40 por ciento de las escuelas del país que tienen mayor deterioro.

De igual manera se ha hecho un esfuerzo importante para que más escuelas hoy operen de tiempo completo; no es menor el esfuerzo que se ha hecho para que más escuelas se incorporen a esta modalidad, había seis mil en 2012, y a cuatro años y medio de distancia hoy son 25 mil Escuelas de Tiempo Completo.

Podemos decir que en la presente Administración Federal se han ejercido 42 mil millones de pesos de inversión en infraestructura escolar; esto comparado con los dos gobiernos anteriores, que invirtieron 16 mil 500 millones de pesos, implica que el gasto en cinco años se ha casi triplicado.

En general, si sumamos lo que se ha invertido en educación media superior y superior, y lo que falta de inversión de aquí a que concluya su Administración, estamos hablando de una inversión de más de 80 mil millones de pesos en infraestructura educativa, algo histórico para una administración federal.

Este es un Gobierno que verdaderamente se ha comprometido con la educación y lo estamos acreditando; se lograron concretar distintas Reformas en ámbitos económicos que a México le van a dar un horizonte de crecimiento y de desarrollo, pero la más importante, la que sienta la base central para el desarrollo futuro del país es la Reforma Educativa, que es una realidad y que está en marcha, como las acciones mencionadas lo constatan.

mayo 31, 2017 - 10:55 pm
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someone

Por: Juan Carlos Lastiri

Columnistas