¡Escúchanos por internet!

Vivamos México

www.comouno.tv
Estos días nos llevan a sentirnos muy tricolores. A colocar banderas en autos, balcones, azoteas. A pintarnos franjas en el rostro; usar vestidos típicos; a comer chalupas, pozole, pelonas; a beber tequila y mezcal.
Llenamos plazas, nos reunimos con familiares y amigos, disfrutamos los desfiles, escuchamos música vernácula. Sentimos a un México muy nuestro y gritamos a todos pulmón que VIVA.
Pero, en mi opinión, ese patriotismo tiene sentido solamente si lleva un complemento: hacer que México efectivamente VIVA, más allá de una simple demostración de euforia.
México no es una ficción, propia cuando se trata de festejar su Independencia, Revolución, o el triunfo de algún equipo representativo; ajena, cuando es para señalar culpables de crisis, corrupción o violencia.
México es una realidad. Una realidad que construimos o destruimos cada uno de los seres humanos que pisamos su tierra y respiramos su aire. Todos somos dueños de nuestro país, y por lo tanto, no podemos dejar en manos de nadie más su conducción y destino.
México es el empleado que se levanta en Chalco a las 4 am para llegar a su trabajo en Ciudad Satélite a tiempo. México es el profesor que camina kilómetros cada mañana para llegar a su salón en la escuela rural. México es la madre y el padre que educan a sus hijos con ejemplo e integridad; el obrero productivo; el empresario proactivo; el estudiante dedicado; el campesino que deja la vida ante intermediarios, a cambio de unos cuantos pesos.
México (con sus recursos), no es de los gobernantes, ni de los políticos, ni de los coyotes, ni de los delincuentes, ni de los líderes sindicales o empresariales. Es un México de todos, responsabilidad de todos, en el que todos tenemos que hacer con esfuerzo, entrega y gratitud la parte que nos corresponde. Nadie puede sentirse parte de este barco, si no rema al parejo que los demás.
Por ello, estos días nos deberían servir para recordar que el esfuerzo independentista debe hacerse valer por todos, todos los días, en todos los rincones de nuestro país. No dejemos en otros la vida de nuestro México. No gritemos que viva México, como si esa responsabilidad le correspondiera a los gobernantes, o al destino, o a la suerte.
Vivamos México. Hagamos que viva, con la suma de acciones de cada uno de los más de 120 millones de sus habitantes. José María Morelos y Pavón lo dijo más claro: Temamos a la historia que ha de presentar al mundo el cuadro de nuestras acciones.

septiembre 15, 2015 - 11:54 am
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someone

Por: Carlos Palafox

Columnistas