El Museo Amparo aloja la exposición “José de Ibarra, el lenguaje del afecto”

El Museo Amparo se complace en presentar la exposición José de Ibarra, el lenguaje del afecto, una revisión de la obra del artista a través de los afectos y su legado en el arte pictórico novohispano del siglo XVIII.

José de Ibarra (1685-1756), fue uno de los pintores novohispanos más importantes del siglo XVIII que impulsó cambios dentro del grupo de pintores de Ciudad de México, impulsando un cambio artístico al abordar la figura humana mediante una pincelada suelta y ligera, y representar rostros que expresan diversas emociones.

Haciendo una interpretación a través de los afectos, las curadoras Paula Mues Orts y Berenice Pardo Hernández presentan la obra de José de Ibarra, quien en su técnica y a través de los gestos de rostros y de manos, así como de una paleta cromática que exalta los sentimientos, exploró otras maneras de comunicar las emociones. Esta exposición monográfica se centra en el reconocimiento y explicación de esas herramientas plásticas e intelectuales.

José de Ibarra, el lenguaje del afecto muestra obras de distintas colecciones públicas y privadas, entre las que destacan la Colección del Museo Amparo, Biblioteca Palafoxiana y Basílica Catedral de la Inmaculada Concepción en Puebla, así como templos de Guanajuato y Ciudad de México, y obras del Museo Nacional de Arte, Museo Nacional de Historia y de la Catedral Metropolitana.

Esta exposición pretende aportar reflexiones profundas pero ágiles y didácticas sobre el papel del pintor José de Ibarra como promotor del cambio pictórico en su momento y de la modernización de un lenguaje pictórico sistematizado, el cual transmitió de manera efectiva la complejidad de las emociones: afectos y pasiones.

En las Galerías 1 y 2 del Museo Amparo se presentan seis núcleos temáticos que ayudan a aproximarse a los afectos, al estilo personal de José de Ibarra y a su legado en la pintura novohispana del siglo XVIII, estos son:

1. Afectos y pintura. Introduce a la obra de José de Ibarra a través de una relación con sus contemporáneos y las representaciones de los afectos en la pintura.
2. En busca de un lenguaje personal. Presenta obras de distintas épocas pictóricas del artista desde sus primeros trabajos hasta su lenguaje de madurez.
3. Prestigio y patrocinio. Ejemplifica cómo el reconocimiento del artista le consiguió alianzas con clientes de gran importancia que impulsaron su carrera.
4. Academias: estudio de modelos y pasiones. Muestra la adopción de modelos italianos y franceses modernos ligados a una academia pictórica independiente que José de Ibarra congregó.
5. Legados pictóricos. Expone la forma en que la representación de los afectos fue un lenguaje común entre los maestros de Ibarra y algunos de sus discípulos.
6. Afectos: gesto y color. Presenta tres obras paradigmáticas del pintor en el uso del color y la gestualidad para comunicar y evocar emociones.

José de Ibarra, el lenguaje del afecto se exhibe en las Galerías 1 y 2 del Museo Amparo hasta el 23 de mayo de 2022. La exposición contará con un programa público impartido por diferentes especialistas.

José de Ibarra (Guadalajara, 1685 – Ciudad de México, 1756)
Nació el 16 de abril de 1685, fue hijo de afrodescendientes, ambos libres. Su padre, cirujano barbero, mudó a la familia a Ciudad de México hacia 1700, ya viudo. Este cambio subió su estatus social y, desde entonces, fueron nombrados españoles, aunque eran mulatos. El primer maestro de Ibarra fue el también mulato Juan Correa, aunque después trabajó como
oficial con los hermanos Nicolás y Juan Rodríguez Juárez. Ellos promovieron una academia de pintura que heredaría Ibarra y que tendría consecuencias importantes para el arte. Su taller fue reconocido por miembros del clero, intelectuales y colegas. Tuvo gran fama de retratista y entre los artistas del pincel fue un líder intelectual y profesional.

enero 23, 2022 - 8:00 pm

Por: Staff

Cultura