¡Escúchanos por internet!

Retos tras el fin de ETA: contar la verdad y sanar las heridas

Fuente: EFE

La disolución de ETA da paso ahora a la reflexión sobre cómo sanar las heridas que la banda terrorista generó en la sociedad y cómo contar a las futuras generaciones ese episodio de la reciente historia de España.

Después de más de medio siglo de actividad, más de 850 muertos y miles de heridos y extorsionados ETA “ha desmantelado sus estructuras” y puesto fin “a su trayectoria”, según el comunicado de la banda.

La nota ha encrespado los ánimos de la mayoría de la clase política y de las asociaciones de víctimas del terrorismo porque no hay en ella el menor asomo de autocrítica y tampoco se pide perdón por el daño causado.

Por eso, hoy se levantan voces que reclaman que a las futuras generaciones se les explique que ETA fue una organización terrorista que actuó contra la democracia española.

El comunicado de ETA señala que la organización nació durante el franquismo y que “surgió del pueblo”. Numerosos políticos replican que el primer asesinado por ETA fue en 1968 y que la dictadura acabó en 1975, con la muerte de Francisco Franco, por lo que la mayor parte de la actividad etarra ha sido en el período democrático.

No vamos a dejar que ellos nos escriban el relato, porque entonces el asesino dejará de ser asesino y la víctima, víctima y esto no lo podemos permitir si queremos construir una sociedad decente”, dijo el expresidente del País Vasco, Patxi López.

mayo 5, 2018 - 9:14 am
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someone

Por: Staff

Internacional, Noticias Destacadas