¡Escúchanos por internet!

¿Puebla es panista? ¡Bah! Eso ya es un mito

No hay oposición.

Repetimos: no hay oposición.

Si usted es uno de los que no está de acuerdo con la cuarta transformación en el país, le tenemos una mala noticia: en este momento no hay quien lo represente. Y si es un fiel seguidor de Pedro Ferriz de Cohn y de su hijo, así como Pablo Hiriart, Ricardo Alemán, Pascal Beltrán, Loret de Mola, entre otra runfla de periodistas, quédese sentado esperando porque todos ellos carecen de credibilidad.

Lo mismo pasa con Marko Cortés, Vicente Fox o Felipe Calderón, solo sirven para dos cosas: para nada y para… bueno ya sabe como termina la frase. Sus administraciones de los dos últimos estuvieron ligadas a la corrupción y en algunos casos hasta con el crimen organizado, pero lo mismo ocurre en Puebla, luego de desbaratarse el morenovallismo (ahora muchos de ellos quieren beber de la ubre de Morena) el PAN quedó en el olvido. El PRI, por otra parte, está peor.

La última encuesta del Centro de Estudios Consultivos de Manuel Martínez pone a Morena y a Luis Miguel Barbosa casi tres a uno en el municipio de Puebla sobre el segundo competidor que en este caso es Enrique Cárdenas. Los resultados según el estudio demoscópico son: 45.8 por ciento a favor de Barbosa contra 18.4 por ciento de Cárdenas y, en un muy lejano tercer lugar, Alberto Jiménez Merino con tan solo 7.2 puntitos.

Esta última encuesta arroja varias lecturas: si Barbosa gana la ciudad se rompe el mito de que Puebla es panista por tradición. Si el municipio está a su favor quiere decir que habría que ver si es que afectó o no la administración de Claudia Rivera; algunos analistas han considerado que se ha encapsulado la percepción hacia la alcaldesa, es decir, la han hecho a un lado de Morena, pueden no estar de acuerdo con su gestión, pero piensan que no representa las formas de ese partido y no coincide con el estilo personal del candidato a gobernador.

Aún así, la tregua que mantienen con ella y la veda electoral han desviado la atención a otros temas que no necesariamente tienen que ver con la Angelópolis. Pasando la elección habrá que evaluar ahí sí, objetivamente, su gestión.

Otro punto es que Morena y Andrés Manuel López Obrador mantienen un alto grado de credibilidad. Su bono democrático sigue muy arriba. La esperanza en su gobierno es muy alta. Además, al no existir morenovallismo, ni el dinero de ese grupo (bueno el dinero sí existe pero no lo van a invertir en Cárdenas) no hay manera de echar abajo la imagen que se está labrando Luis Miguel Barbosa.

Cada día tiene reuniones con diferentes grupos y pobladores en todo el estado. Son tantas las adhesiones que después tendrá que elegir muy bien con quien sí y con quien no trabajar, pues aquí ya hay de todo como en botica.

¿Por qué hacemos referencia al caso del municipio de Puebla? Porque si el candidato del Movimiento de Regeneración Nacional está arriba es casi un hecho que ganará las elecciones del 2 de junio próximo en todo el estado. Quien tiene la capital tiene el estado por el padrón electoral.

Para muestra hay que revisar el acto realizado el sábado pasado en San Andrés Azumiatla, la junta auxiliar que han usado priistas y panistas para la foto, pues bien, en dicho encuentro se logró juntar a casi 11 mil personas. A dicho lugar llegó la líder de Morena Yeidckol Polevnsky y fue organizado por Eric Cotoñeto, David Méndez y Eduardo Rivera (no el panista, no se confunda). Ni el PRI ni el PAN habían logrado algo así en el pasado.

Cárdenas no es una opción como candidato. El PAN no es oposición y sus críticas siempre serán refutadas porque todo lo que cuestionan es lo mismo que permitieron cuando gobernó el morenovallismo.

Barbosa quiere ganar de manera absoluta porque quiere demostrar que hubo un fraude electoral en el 2018 y que él ganó los comicios. Esa es una de sus apuestas porque en menos de un año los números están cambiando la historia oficial y hasta ponen en tela de juicio el actuar del Tribunal Electoral sobre el caso Puebla.

No hay oposición real y lo que hay es una bola de gritones que caminan desnudos pensando que aún tienen dinero y poder, cuando lo que necesitan se llama credibilidad que es más importante que los otros dos atributos mencionados.

mayo 5, 2019 - 9:20 pm
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someone

Por: Zeus Munive

Columnistas, Noticias Destacadas